X

Independiente no le encontró la vuelta e igualó con Chapecoense

Igualaron sin goles en Avellaneda por la ida de los octavos de final. El próximo miércoles definirán el pasaje a cuartos.

La revancha se disputará el miércoles que viene, a las 19.15 (hora argentina). Foto Óle.
Redacción de El Chorrillero
Actualizada: 22/09/2016 09:09
PUBLICIDAD

El desarrollo general del partido mostró al elenco conducido por Gabriel Milito con la iniciativa pero carente de ideas para resquebrajar una sistema defensivo, que funcionó a la perfección del lado de enfrente.

La falta de fluidez en los volantes, sobre todo después de los minutos iniciales, reflejó un equipo partido, con los delanteros Martín Benítez, Diego Vera y Emiliano Rigoni completamente aislados del resto.

El local salió claramente con la idea de doblegar rápido a su rival y por ende monopolizó la pelota desde el arranque, con Diego y Cristian Rodríguez como comandantes del armado futbolístico.

Sin embargo, les costó demasiado romper el cerrojo defensivo aplicado por los brasileños. De hecho, la sólida labor de los centrales Filipe Machado y Thiego le impidió al ‘Rojo’ quebrar el cero en su arco por la vía aérea, mientras que el aporte de Josimar, Matheus Biteco y Cleber Santana en el mediocampo lo cortó los circuitos.

Independiente buscó por todos lados pero sin demasiada inteligencia y volviéndose repetitivo en los pelotazos tanto frontales como cruzados, que siempre tuvieron destino a las cabezas rivales.

De esta manera, todo se volvió complicado para el dueño de casa por la falta de resolución de sus creadores y el planteo de enfrente.

El mejor ejemplo de la falta de elaboración de jugadas colectivas pasó por ver recién a los 20 minutos del complemento la primera situación de gol tras un mano a mano del debutante Maximiliano Meza, que salió al lado del palo derecho de Danilo.

Y después de esa llegada concreta, el trámite se ‘planchó’ nuevamente, a pesar de las variantes del entrenador “rojo”, Chapecoense se llevó un resultado positivo para su casa.

La revancha se disputará el miércoles que viene, a las 19.15 (hora argentina), en el estadio Arena Condá de Santa Catarina, al sur del territorio brasileño.

PUBLICIDAD

EN PORTADA EL CHORRILLERO

SUBIR