X

Tinelli entrevistó a “Cristina Kirchner”: ida y vuelta con preguntas picantes de los dos lados

Martín Bossi interpretó a la expresidenta en medio del revuelo que se armó después de que Susana Giménez dijera que no la recibiría en su programa.

Una entrevista con respuestas evasivas y frases insólitas.
por El Chorrillero / San Luis
Actualizada: 04/09/2017 16:37
PUBLICIDAD

Marcelo Tinelli le hizo una desopilante entrevista a “Cristina Kirchner”. En realidad, la expresidenta fue interpretada por Martín Bossi. La charla fue picante y hubo preguntas incómodas de los dos lados.

El conductor consultó por los temas que más preocupan a Cristina: los hoteles, Lázaro Báez, Cristóbal López, los bolsos de José López. La respuesta fue con evasivas y frases insólitas. “Kristobal, el perrito de Moria que falleció…”, o “Fito Báez, me encanta”.

Del lado de Bossi/CFK también hubo palitos para Tinelli. “Te echaron de todos lados”, le dijo, por ejemplo, en referencia a su renuncia a la candidatura presidencial de la AFA, a su salida como accionista mayoritario de Ideas del Sur y a la bajada de los cargos que tenía en distintos ámbitos del fútbol argentino.

Una “Cristina” irónica y malhumorada que “respondió” todas las preguntas.

El personaje de Bossi entró al estudio en el que se grabaría la nota en medio de peleas con los asesores. Criticó que le tiraran una gota de agua encima. Luego pidió un café a los gritos.

Pero con Tinelli fue pura amabilidad. Le preguntó por la familia y le hizo un elogio algo extraño: “Algunas cosas me dolieron porque te admiro profundamente. Tenés una virtud, sabés esconder tan pero tan bien tu inteligencia… Te puedo mirar horas y décadas y yo pregunto, ¿dónde está? Yo sé que está”.

“Me pidieron no tocar algunos temas específicos”, indicó luego Marcelo. “¡Mentira, mentira, mentira! Son como el diario de la cornetita, que mienten. Pregunte gaucho, acá hay espalda”, fue la respuesta de Cristina.

“¿Pidió no hablar de Cristóbal y Báez?”, consultó entonces el conductor. “No, chequealo”, dijo ella. Entonces, se dispuso a contestar. Claro que sus respuestas fueron insólitas: “Kristóbal, el perro de Moria, falleció, estamos muy tristes. Un perrito que se fue, es una vida. Todos los perritos van al cielo. Báez me encanta, Fito Báez, todas las mañanas que vivi todas las calles donde me escondí”.

Tinelli consultó por los bolsos de José López y recibió otra respuesta desopilante: “Los únicos bolsos que conozco son los Vuitton y los Guess. Me sacás de eso y no comprendo”.

“¿Y los hoteles? Para hacer las preguntas que nunca le hicieron…”, insistió Marcelo. “Con Néstor preferimos hacer el amor en casa. El Faena me gusta”, dijo ella.

Luego siguió el tema del gobierno actual y la economía. Todo fue una gran evasiva, con ironía: “Hay que subsidiar a los que más necesitan, por ejemplo, San Lorenzo. A Macri lo veo fantástico, un gran momento, es Maradona en el 86. Esto es Suiza. Yo salgo como Mary Poppins, con mi paraguas abajo de la lluvia de dólares que nos prometió. Es un ser de luz, ojos verdes, esas canas, esos ojos achinaditos… La relación con él es fantástica, lo admiro. Soy fanática de Lali Espósito y de él”.

Otro tema candente fue la negativa de Susana Giménez a tener a la expresidenta en su programa. “No arreglé artísticamente. Yo le estaba ofreciendo entrar con los cristinos, no con los susanos. Taiana, Moreno, vestidos con un lamé dorado. Randazzo era el tercero pero no agarró, nunca agarra nada”, contestó Cristina. Aseguró luego que a Mirtha Legrand la admira profundamente y que iría a sus almuerzos: “Me armaría una mesa intelectual. El mago sin dientes, Bono, de U2, el imitador de Sandro, el bombito tucumano y yo. Mesaza”.

Palitos para Tinelli

El personaje de Cristina aprovechó para reírse de algunos aspectos de la vida del conductor. Le preguntó, por ejemplo, por su incursión en el mundo del fútbol. “¿Y la Selección? ¿Te quedaste caliente?”, le dijo. El conductor lo negó y le mandó un beso a Lionel Messi, con quien tiene una muy buena relación.

“Enojate como ciudadano, ¡vos valés! Te han dejado afuera de todo. Un día vas a golpear la puerta de tu casa, te va a abrir Peluffo en pantuflas y te va a decir ‘quedaste afuera'”, le comentó Cristina.

También hubo algunas gastadas para el conductor por su vida en pareja con Guillermina Valdes. La “expresidenta” le preguntó a Tinelli si abandonó su hábito de ir a bailar por voluntad propia o porque lo obligaron.

Un final a pura imitación

“Tengo amores platónicos. Me gusta mucho Maluma. Me encanta, me parece un colombiano súper sexy, sus canciones, sus letras, ‘Felices los cuatro’. Podriamos salir con Guillermina y Scioli y cantar esa canción”, dijo Cristina. Comentó luego que también es fan de la canción que Maluma canta con Thalía, y se ofuscó con todos porque nadie recordaba el nombre del tema. Echó entonces a todos los asistentes. Se refería a “Desde esa noche”.

Al hablar de música, Bossi terminó haciendo una divertida imitación de Ricky Martin.

Cuando terminó la nota, Cristina salió rapidísimo, de mal humor y con una frase letal: “¡Qué manera de perder el tiempo!”.

PUBLICIDAD

EN PORTADA EL CHORRILLERO

SUBIR