X

Viviana Martínez pidió a la Justicia que mantenga su candidatura a intendenta

Presentó una revocatoria contra el partido del intendente, Enrique Ponce que dio de baja a la lista que ella encabezaba en Potrero de los Funes.

Foto: Facebook Viviana Martínez
Viviana Martínez y su lista de concejales siguen en carrera para las elecciones del 22 de octubre.
por El Chorrillero / San Luis
Actualizada: 02/10/2017 18:38
PUBLICIDAD

El viernes pasado los apoderados del partido San Luis Somos Todos, formalizaron el pedido de desistimiento ante el Tribunal Electoral de la lista completa de sus candidatos municipales en la villa turística.

La respuesta no se hizo esperar y algunas horas más tarde Martínez realizó un descargo a través de facebook y señaló que “creemos que fuimos una burda moneda de cambio por un supuesto acuerdo con el macrismo”.

Esta mañana recurrió a la secretaría Electoral para insistir con su postulación y competir contra las listas que encabezan Tomás Sarmiento de Avanzar y Cambiemos por San Luis y Daniel Orlando por el Frente Unidad Justicialista en las elecciones del 22 de octubre.

“Hicimos la presentación para revocar el dictamen de desistimiento porque no renunciamos”, agregó y explicó que “se vulneró nuestro derecho constitucionales a ser elegir y ser elegido”.

Según Martínez los cruces con Ponce comenzaron cuando “le solicité fondos para la campaña”, y continuó: “Me dijo que llevarlo a él y a su partido en la lista eran demasiada ayuda”.

La relación entre ambos se fue deteriorando hasta que el miércoles pasado, según la funcionaria, miembros del partido que gobierna la ciudad capital, le anticiparon que la Lista 205 no participaría de los comicios.

Al ser consultado por este medio, uno de los apoderados de San Luis Somos Todos, Arturo Ortiz, sobre los motivos que llevaron a bajar la representación partidaria, se excusó de dar una explicación política. Se limitó a señalar que “la decisión la tomó el máximo órgano del partido, no conozco las razones”.

La dirigente se mostró convencida que habrá un pronunciamiento a su favor a raíz de la jurisprudencia que existe en la materia.

El conflicto generó además que Martínez se quejara por no haber percibido su sueldo como funcionaria municipal.

“Me da la impresión que la defensa de género, es solamente una postura y cuando alguien toma la decisión de moverse un poco del camino señalado, dice algo que no gusta, o en este caso se ubica en otro lugar, inmediatamente pasa a ser enemigo”, planteó.

PUBLICIDAD

EN PORTADA EL CHORRILLERO

SUBIR