X

Carles Puigdemont se entregó a la policía belga

El expresidente catalán se presentó junto a su abogado ante los efectivos. El juez resolverá la situación del líder independentista.

El expresidente de Cataluña Carles Puigdemont se entregó a la Policía belga junto a su abogado.
por El Chorrillero / San Luis
Actualizada: 05/11/2017 11:15
PUBLICIDAD

El expresidente de Cataluña Carles Puigdemont y los cuatro exconsejeros de la Generalitat se entregaron a la Policía belga, previa citación a instancias de la fiscalía de Bruselas.

Puigdemont, Antoni Comín, Clara Ponsatí, Lluís Puig y Meritxell Serret se presentaron en una comisaría de la policía belga en Bruselas acompañados de sus abogados.

Una vez que los cinco funcionarios catalanes destituidos ingresaron a una comisaria de policía comenzó a regir un plazo de 24 horas para que comparezcan ante el juez de instrucción. El magistrado decidirá cómo la Justicia belga responderá a la orden de captura y entrega emitida por la magistrada de la Audiencia Nacional española, Carmen Lamela. Informó TN.

Las opciones son que el juez acepte la orden de la jueza española y apruebe la detención preventiva y la futura deportación de los cinco funcionarios catalanes destituidos, que dicte medidas cautelares intermedias sólo para evitar el riesgo de fuga o rechazar completamente la orden de captura.

El expresidente de Cataluña Carles Puigdemont se entregó a la Policía belga junto a su abogado. El vocero de la fiscalía belga confirmó que Puigdemont y sus cuatro ministros se presentaron en la comisaría, precisando que el juez no llevó a cabo su arresto. “Estas cinco personas serán escuchadas hoy por la tarde y el juez tomará una decisión para las 9 de mañana a la mañana”, explicó a la prensa Gilles Dejemeppe.

El diario El Español ya adelantó que si, como se espera, Puigdemont y sus funcionarios apelan todas las instancias belgas y la Justicia de ese país no rechaza de entrada la orden de captura y entrega de los líderes independentistas, el proceso se podría extender hasta un máximo de 90 días.

Este plazo, sin embargo, entra en conflicto con el incipiente proceso electoral que abrió la intervención de la región autónoma de Cataluña ordenada por el gobierno de Mariano Rajoy y ratificada por el Senado español para frenar el proceso independentista liderado por Puigdemont.

UNIRSE A LA CONVERSACIÓN:
PUBLICIDAD

EN PORTADA EL CHORRILLERO

SUBIR