X

Denuncian a un hombre que dejó embarazada a una menor y que ahora la amenaza

El acusado tiene 33 años y la adolescente 15. Piden que la Justicia intervenga.

foto: ansl
La denuncia fue presentada también en la Comisaría de Concarán.
por El Chorrillero / San Luis
Actualizada: 28/02/2018 09:46
PUBLICIDAD

Soledad, madre de la menor le contó a elchorrillero.com el calvario que vive con su familia en Concarán desde hace más de seis meses: “Realmente estoy desesperada, ya no sé qué hacer”.

“Mi hija de 15 años está embarazada de seis meses y medio de un hombre de 33. Hice las denuncias correspondientes mucho antes de que quedara embarazada y nadie hizo nada, nadie me escuchó”, criticó la mujer que decidió dar a conocer la historia a los medios para que las autoridades intervengan.

La relación comenzó en junio, cuando en ese entonces cuando la familia vivía en Tilisarao.

“En el inicio del noviazgo él le había dicho a mi hija que tenía 25 años. Como yo no soy del pueblo pregunté si lo conocían y me enteré que en realidad tenía 33, una hija y que además golpeaba a su pareja anterior”, relató.

Eso originó que la menor se alejara del hombre.

Según relató, tiempo después al lugar que iba la chica “él estaba, la llamaba y la quería ver”. Por eso, dijo la madre, es que decidió hacer la primera denuncia.

La menor lo volvió a ver y quedó embarazada. “Cuando él se enteró intentó que abortara pero nosotros decidimos apoyarla”, sostuvo la madre.

Relató que luego comenzaron “las persecuciones y amenazas”, y decidieron mudarse a Concarán: “Pero a los tres días ya pasaba por casa tocando bocina”.

“Fui a la Fiscalía, al Juzgado de Menores y a la Cámara del Crimen pero hasta el día de hoy no hemos recibido ni una respuesta. Sólo dieron dos órdenes de restricción que él viola constantemente”, aseguró.

Desde la secretaría de la Mujer les entregaron el botón antipánico “pero ya pasaron 20 días y todavía no funciona”, puntualizó.

“Nadie me escucha, he golpeado miles de puertas y nadie me da respuestas”, reiteró Soledad.

Además mencionó que este lunes la menor fue a comprar comida con su padre y vivió un nuevo episodio de violencia: “En los cinco minutos que se fue mi marido, él se paró, la insultó y la amenazó diciendo ´pícara, después te voy a agarrar´”.

Luego del hecho acudieron a la Comisaría de la localidad y volvieron a denunciarlo.

“No querían tomar la denuncia y nos trataron mal. Tuvo que ir nuestra abogada y recién a través de ella la hicimos. Parece que alguien lo protege no hace nada”, se lamentó.

“Tengo miedo que a mi hija le pase algo, sólo quiero que tenga una vida normal”, concluyó Soledad.

UNIRSE A LA CONVERSACIÓN:
PUBLICIDAD

EN PORTADA EL CHORRILLERO

SUBIR