X

Por primera vez, Calu Rivero relató en TV su terrible experiencia con Darthés

Después de su regreso al país, la actriz concedió una entrevista a un ciclo de cable en el que relató cómo fueron los pormenores de las escenas que filmó con el actor para la novela Dulce Amor.

captura de video
La actriz en un comienzo relató que cuando denunció el hecho, hace cinco años, los medios no hablaban del acoso como lo hacen hoy en día, luego de la ola de acusaciones que comenzaron a surgir en todo el planeta casi al unísono.
por El Chorrillero / San Luis
Actualizada: 08/03/2018 11:16
PUBLICIDAD

Después de cinco años de denunciar públicamente la supuesta situación de acoso que vivió junto al actor Juan Darthés, con quien compartió varias escenas hot en el marco de las grabaciones de la novela Dulce Amor, que salió por la pantalla de Telefe durante los años 2012 y principios de 2013.

Si bien ha pasado mucho tiempo y la actriz ya no tiene posibilidades de iniciar una causa judicial por la prescripción del supuesto delito de acoso sexual, la actriz viene señalando que su compañero mostraba un comportamiento indebido desde que se vio obligada a abandonar las grabaciones porque, según ella, no obtuvo respuesta por parte de la producción ante sus reclamos.

Sin embargo, hasta el momento, y a pesar de que volvió a protagonizar tiras como Los Amigos de Siempre (El Trece, 2013-14), la actriz no había hablado de este tema abiertamente frente a la cámara.

La actriz en un comienzo relató que cuando denunció el hecho, hace cinco años, los medios no hablaban del acoso como lo hacen hoy en día, luego de la ola de acusaciones que comenzaron a surgir en todo el planeta casi al unísono. “Es importante ponerlo en contexto: esto fue cinco años atrás y la sociedad no estaba preparada para hablar de estos temas; lo que viví estaba completamente naturalizado, pasaba acá y en el mundo”, dijo Calu.

También, la actriz contó que al ser la primera telenovela en la que trabajaba, le costó darse cuenta que estaba siendo víctima de un acoso sexual. “Noté que algo estaba mal y lo comuniqué; no hubo escucha y fui yo la que tuvo que dar un paso al costado y dejar de trabajar. (…) Es muy simple cuando es consentido y cuando no, no hay más vueltas. Consentimiento es cuando el deseo es mutuo, no consentimiento es cuando el deseo que importa es el de él, ahí está mal”, agregó,

Además, Rivero agradeció a todos los colegas de elenco que salieron a apoyarla en los últimos tiempos, como María del Carmen Valenzuela, y comparó su actitud como “un abrazo eterno”.

UNIRSE A LA CONVERSACIÓN:
PUBLICIDAD

EN PORTADA EL CHORRILLERO

SUBIR