X

¿Quién pagó los 2 mil kilos de asado y los 6 mil choripanes de la cumbre en La Pedrera?

El gigantesco menú fue programado para atender a los comensales del “Encuentro de la Militancia”.

El menú se habría pagado con fondos públicos.
por El Chorrillero / San Luis
Actualizada: 19/03/2018 10:58
PUBLICIDAD

Fue calculado para diez mil personas que se estiman pasarán entre viernes y sábado, según considera la organización.

Para el mediodía del primer día se prepararon mil kilos de asado, mientras que para la noche se dispusieron 6 mil choripanes. Además entregaron empanadas, helado, gaseosas de primera marca y agua mineral envasada.

Tras los discursos del gobernador Alberto Rodríguez Saá, José Luis Gioja, Jorge Capitanich, Hugo Moyano, Agustín Rossi, la agenda de la cumbre estipuló un “break” popular.

En el marco de la parafernalia de banderas de diversos gremios, movimientos sociales, sectores kirchneristas, remeras que pedían por la liberación de Luis D’Elia, la carne congregó a los militantes.

A los asistentes se les entregaba una bandeja con dos empanadas, un sándwich de carne de cerdo o vaca y una gaseosa de medio litro.

El experimentado asador, Omar, le contó a El Chorrillero que “van dos eventos que estamos haciendo con Maxi (¿Frontera?) y Ale”, en referencia a quien lo buscaron para preparar el gran almuerzo.

“Gracias a Dios la carne está perfecta. Hay que sacrificarse un poco pero a mí me interesa quedar bien y que la gente se vaya conforme con lo que podemos brindarle”, señaló.

Mientras supervisaba que todo estuviera bajo control tras seis horas de labor, a su costado derecho la organización montó una carpa en donde se repartió la comida. Incluso dispusieron de un espacio con sillas y mesas para que nadie estuviera incómodo.

Allí se entregó a cada asistente una bandeja de plástico con dos empanadas, un sándwich de carne de cerdo o vaca, una gaseosa de medio litro de primera marca y helado.

Para que la comida llegara a cada persona, se estructuraron un par de filas. “Compañero no haga fila que no va a comer, pase por el medio, métase y pida”, aconsejaban militantes con experiencia en asistencia a convocatorias partidarias que llegaron a Villa Mercedes.

Para el sábado se prevé asar mil kilogramos más de carne.

Dos fuentes consultadas por este medio coincidieron en señalar que los gastos se asumieron con fondos públicos.

“De esto se encarga Ale, un chico de San Luis, no sé bien el apellido”, dijo el asador.

UNIRSE A LA CONVERSACIÓN:
PUBLICIDAD

EN PORTADA EL CHORRILLERO

SUBIR