X

Hospital de Concarán: nombraron a un puntero como profesional y cobra $48 mil

Cuando trascendieron los recibos de sueldo, la decisión generó indignación en la localidad. Además el empleado maneja dos merenderos. 

La ministra Graciela Corvalán en una de las recorridas en el Hospital.
por El Chorrillero / San Luis
Actualizada: 11/05/2018 14:56
PUBLICIDAD

El ministerio de Salud que conduce Graciela Corvalán designó a Pedro Castro en octubre de 2017 a instancias del intendente, Daniel Elías, según pudo confirmar este medio. Los diputados Carlos Ponce y Sonia Romasca también habrían hecho gestiones a favor del puntero.

El empleado, a diferencia del resto tenía que viajar a San Luis para cobrar su liquidación y esa fue una de las primeras cuestiones que llamó la atención a varios de sus compañeros. A través del recibo de sueldo, más tarde se confirmó que percibía un sueldo $48 mil pesos como “profesional”, y que habría cobrado tres meses juntos.

Según trascendió por declaraciones a la prensa local, cuando el director del Hospital detectó la situación expuso el caso en el Ministerio de Salud, donde le habrían respondido que “se trataba de un error de tipeo”.

Sin embargo el caso generó “bronca e indignación” en los empleados que comenzaron inclusive a hablar de “usurpación de título”. También causó recelo en otros que además son militantes y que vienen esperando “hace años pasar a contrato”.

Uno de los audios que trascendió está dirigido al jefe de Medicina del Interior, Juan Pablo Ojeda, el funcionario de mayor confianza de la ministra Corvalán.

“Me duelen mucho estas injusticias, 25 años de servicio, no me alcanzan los dedos de las manos para decirte los años de militancia que tengo y que trabajé con Adolfo desde que se inició. Para que a una persona que entró ayer le den políticamente un sueldo $48 mil, y uno que ha trabajo toda la vida estemos esperando que nos recategoricen y que nos pasen a convenio”, asegura la mujer en medio de las lágrimas porque, como aclara, lo considera una “injusticia” que le duele “tanto”.

En el audio remarca que el trabajador “tiene dos merenderos” (por los cuales también cobra) y que su esposa además “tiene un plan”. Después del revuelo que se armó, trascendió que “todo el sueldo no iría a su bolsillo”.

UNIRSE A LA CONVERSACIÓN:
PUBLICIDAD

EN PORTADA EL CHORRILLERO

SUBIR