X

José Riccardo: “Creo en la educación; la despenalización no es una solución al problema”

El diputado nacional habló sobre uno de los temas más importantes que debatirá el Congreso este miércoles. También se explayó sobre el capítulo educativo que pidió agregar en la legislación.

José Riccardo.
por El Chorrillero / San Luis
Actualizada: 11/06/2018 17:43
PUBLICIDAD

“Estoy decidido pero mi voto lo voy a relevar el miércoles”, aseguró el legislador en diálogo con elchorrillero.com.

“El debate parlamentario es el evento más importante y tenemos que escucharlo porque es una forma de jerarquizar nuestra democracia. Fui el único diputado en todo este debate que hizo una propuesta concreta para debatir en el recinto”, aseguró.

En ese sentido remarcó que en medio del debate, propuso la semana pasada en comisión la introducción de un articulado al proyecto de ley de despenalización sobre “educación sexual e integral”.

Su aporte pretende que la procreación responsable “sea un contenido obligatorio de todas las currículas escolares del país, “independientemente de la provincia, modalidad y del nivel de gestión (pública o privada)”.

Sostuvo que ese artículo fue incluido como “artículo 13 del dictamen y 21 en relación a la propuesta original”.

“Como siempre dije, la educación es una herramienta transformadora de los pueblos para derrotar las injusticias, para la justicia social, para la conquista de derechos y esa es mi contribución. Es el artículo del que nadie debiera estar en desacuerdo, debería tener el 100% del consenso porque es reconocer la falencia que tenemos en educación”, agregó.

“Pasaron muchos oradores, se habló de la importancia de la educación pero no había nada en el proyecto que dijera qué íbamos a hacer para que mejore eso. Terminado el ciclo de las 700 posiciones hice una propuesta a la comisión para que fuera incluida en los dictámenes que se produjeran”, fundamentó.

Aseguró que su aporte es concreto y trata de poner el tema “por encima del debate aborto sí o el aborto no”.

En ese sentido cuestionó que en la Argentina los jóvenes “no se educan en esto” y fundamentó que “hoy solo 2 de cada 10 niños y jóvenes reciben apenas una educación sexual adecuada para poder conducirse responsablemente en sus decisiones en materia de procreación en la vida”.

Si bien no adelantó si está a favor o en contra, puntualizó: “Creo en la educación, y no creo que la despenalización sea una solución al problema. Sí reconozco que hay un problema sanitario, que la mujer es una víctima del comercio, y sí hay una problemática. Lo peor es no reconocerla”.

Opinó que la discusión inevitablemente “divide a la sociedad argentina”, y en esa línea puntualizó: “Debatirse entre extremos es una cosa que no nos conduce a una democracia más madura, sí debatir es importante, pero esto es para mí es una consecuencia de no haber asumido el rol del estado mucho más firme en la educación y apuesto a que eso se debata. Es el punto que me interesa, el más importante como política preventiva de fortalecimiento de los derechos”.

“La educación es mi convicción y apuesto a eso. Emitiré mi voto en consecuencia de ello”, finalizó.

UNIRSE A LA CONVERSACIÓN:
PUBLICIDAD

EN PORTADA EL CHORRILLERO

SUBIR