X

Angelo Calcaterra declara ante Claudio Bonadio para colaborar en la causa por los cuadernos de las coimas

El primo de Macri no está imputado en la investigación. Se presentó en Comodoro Py para reconocer parte de la información que aparece en las anotaciones de Centeno.

Iecsa fue una de las empresas que más contratos ganó entre 2003 y 2015.
por El Chorrillero / San Luis
Actualizada: 06/08/2018 08:34
PUBLICIDAD

El empresario Angelo Calcaterra declara de manera espontánea ante el juez federal Claudio Bonadio en Comodoro Py, en la causa por el pago y reparto de coimas durante el kirchnerismo vinculadas al ministerio de Planificación.

El primo del presidente Mauricio Macri no está imputado en la investigación aunque colabora en la causa, ya que uno de los detenidos es Javier Sánchez Caballero, exgerente general de Iecsa, la constructora que pertenecía a Calcaterra. El nombre de Sánchez Caballero aparece en las anotaciones que hizo en cuadernos Oscar Centeno, exchofer de la mano derecha de Julio De Vido en Planificación, Roberto Baratta.

Iecsa fue una de las empresas que más contratos ganó entre 2003 y 2015, solo superada por Techint y Electroingeniería, según datos que difundió Planificación hace tres años. La compañía obtuvo, entre otras obras, el proyecto para soterrar el tren Sarmiento. Lo hizo en alianza con la brasileña Odebrecht y la italiana Ghelli. Se trata de una obra de unos U$S 3.000 millones.

Calcaterra se puso a disposición de la Justicia y declaró que el Gobierno le exigió plata para las campañas electorales del 2013 y del 2015, en momentos en que Iecsa estuvo a punto de fundirse. En la causa hay 18 imputados y para hoy está previsto que declaren cuatro empresarios, que no está detenidos: Rodolfo Paulette, Alejandro Ivanissevich, Raimundo Peduto y Manuel Santos Uribelarrea, informó TN.

Por esta causa el fiscal federal Carlos Stornelli negocia con tres empresarios para que declaren como “arrepentidos”, como ya lo hizo Juan Carlos De Goycoechea, exdirectivo de Isolux Corsán. De Goycoechea, que se presentó la semana pasada ante la Justicia y quedó detenido, admitió que le pagó sobornos a Baratta en nombre de la compañía y reconoció al exfuncionario K en una de las imágenes que aportó Centeno, sobre el momento del reparto de los bolsos con plata de sobornos. Como adelantó TN, además, el Gobierno está dispuesto a que las compañías involucradas en el caso mantengan sus contratos de obra pública, en caso de que colaboren con la Justicia.

PUBLICIDAD

EN PORTADA EL CHORRILLERO

SUBIR