X

Casa del horror en Santiago del Estero: incesto, esclavas sexuales y un hijo atado a un árbol

Una adolescente reveló el calvario al que ella, su hermana, su madre y un hermano discapacitado eran sometidos por su padre y sus hermanos mayores.

por El Chorrillero / San Luis
Actualizada: 21/08/2018 11:32
PUBLICIDAD

Santiago del Estero se encuentra conmocionada por el caso de un padre que por años violó a dos de sus hijas, obligó a sus hijos varones a hacer lo mismo, mantuvo encadenado a un árbol a un hijo con capacidades especiales y los confinó a todos al hambre y el analfabetismo.

El terrorífico caso se produjo en General Taboada, al sudeste de la provincia vecina, y se descubrió en una escuela, cuando una alumna de 14 años se desmayó frente a su maestra y a sus compañeros, detallan los portales Diario Panorama y El Liberal.

La adolescente presentaba un estado de endeblez física como consecuencia de la mala alimentación. En el ámbito escolar, la joven pudo contar los vejámenes sexuales que sufría en su propia casa. “Mis hermanos me llevan al fondo, al árbol, y se turnan para violarme”, reveló. Aquella confesión paralizó a la docente que de inmediato informó a la Policía.

La fiscal Cecilia Rímini, a cargo del caso, dijo que no recordaba otra causa en la que las víctimas hubieran sido relegadas a tamaño sufrimiento.

La joven continuó con su relato: “Mi padre toda la vida violó a mi hermana que ahora tiene 20 años. Ni bien pudo, la pobre huyó a Buenos Aires. Ahora, me hacen lo mismo que a ella a mí”, acotó. El hombre las violaba, aunque hubo un tiempo que se frenó en parte porque quedó inválido. Coherente con su perversidad, la entregó a sus hijos de 22 y 17 años. Los dos personajes habituaban sacar de la casa a la hermana y ultrajarla sexualmente bajo un árbol.

“Me pegan con rebenque; me quitan la comida; duermo afuera de la casa; y no me dejan tener amigos”, ahondó en su relato. Alguna vez la madre amagó defender a su hija, pero su esposo y sus hijos varones la golpearon. “Pobre mi mami, viven pegándola”, lamentó la jovencita.

Tras dimensionar las características de la causa, la fiscal Rimini rescató a la menor y afectó a especialistas para investigar a fondo la “casa del terror”.

Según El Liberal y Diario Panorama, el padre de la joven murió el jueves pasado, no sin antes ayudar a sus hijos varones a que huyan de la provincia.

UNIRSE A LA CONVERSACIÓN:
PUBLICIDAD

EN PORTADA EL CHORRILLERO

SUBIR