X

Docentes universitarios y alumnos se movilizaron por un aumento salarial y mayor presupuesto 

La protesta formó parte de la Marcha Federal Universitaria que se realizó en distintas partes de la Argentina. Hubo fuertes críticas al Gobierno nacional.

La concentración fue en el rectorado de la puerta de la UNSL.
por El Chorrillero / San Luis
Actualizada: 30/08/2018 21:46
PUBLICIDAD

Desde las 17 recorrieron las calles céntricas de la ciudad. El punto de encuentro fue el rectorado de la Universidad Nacional de San Luis, luego siguieron por Rivadavia, 9 de Julio, San Martín y finalizaron frente al correo.

En el trayecto, estudiantes, docentes y no docentes de la UNSL pidieron por la “educación pública”.

Al mismo tiempo sumaron reclamos en contra del Gobierno nacional por el incremento en las tarifas, el valor del dólar y el “ajuste a los jubilados”.

La manifestación se hizo en el marco de la cuarta semana de paro por tiempo indeterminado, que fue resuelto por los docentes en reclamo a mejoras salariales, y de la toma de la UNSL por alumnos autoconvocados.

Ya en el correo, tomaron la voz representantes de los distintos sectores que participaron de la movilización.

Por Sidiu Conadu el encargado de hablar fue Gastón Navarta, quien celebró que “toda la comunidad de San Luis nos esté acompañando en este momento”.

Navarta se manifestó en contra del Gobierno debido a que lo hace “para las minorías” mientras que “quedamos los trabajadores afuera”.

“El ajuste no ha llegado ahora a la universidad, sino que viene de años atrás”, agregó.

Por otro lado, el secretario General de SIDIU, Antonio Mangione, planteó que “es imperioso entender que las universidades no son sólo un lugar donde se enseña y se aprende” sino que también es un espacio de “soberanía política, cultural y económica” y “para los empoderamientos para los sectores que han sido naturalmente y tradicionalmente postergados”.

“Estamos defendiendo a la educación superior como un derecho universal, como un bien público”, añadió. Y en este sentido destacó que la marcha “es mérito principalmente del movimiento estudiantil organizado juntamente con el movimiento sindical”.

El acto central se realizó en el correo.

“Miles en todo el país, de docentes, de trabajadores, de estudiantes organizados, le estamos diciendo basta, no queremos el ajuste. Le estamos diciendo que la educación pública es nuestro derecho”, enfatizó Amancay Araya, desde la Asociación de Docentes Universitarios (ADU).

Asimismo, algunos estudiantes también alzaron la voz en el discurso central y transmitieron al resto de los participantes que han “hecho historia” debido a que fue “una marcha multitudinaria” en la que “coparon la provincia”.

“Estamos todos juntos, no solo para defender la educación pública sino también para decirle no al ajuste, no a los tarifazos, no a los despidos, no a la flexibilización laboral, no al G20, no al FMI, no al gobierno de Cambiemos”, dijo una de las jóvenes.

Otro de los reclamos fue mencionado por un becario del Conicet, quien señaló que “el sistema científico argentino está sufriendo un recorte que también se suma al ajuste, y al ataque que está teniendo contra el pueblo, el Gobierno nacional”.

La marcha recorrió las calles céntricas de San Luis.

Por su parte, uno de los alumnos autoconvocados, Joaquín Facini, aseguró que “hasta el momento (las autoridades) no han manifestado alguna propuesta en pos de liquidar los sueldos en el contexto de seguir garantizando la toma”.

Facini aprovechó para cuestionarlos porque “han utilizado sus medios para deslegitimar y ensuciar la medida de fuerza y desestiman la urgencia de los trabajadores para cobrar sus salarios”.

Además subrayó que “desde la toma estamos abiertos al diálogo y los invitamos a todos a sumar por una educación libre, laica, pública y gratuita para el pueblo“.

Finalmente, otro de los alumnos fue el encargado de compartir el comunicado de la marcha “en defensa de la educación pública y del país que soñamos”.

“Marchamos por una educación de y para los trabajadores. Marchamos por los dolores que nos quedan y las libertades que nos faltan, por una educación pública, gratuita, masiva, inclusiva y de calidad. Marchamos porque la educación pública es un derecho de todos y no un servicio. Marchamos porque la educación pública no es un gasto como sostiene el gobierno de Mauricio Macri sino que es una inversión para el futuro de nuestro país. Marchamos en contra de las políticas del Gobierno nacional de desfinanciamiento del sistema educativo, de recorte de salario de los trabajadores de la educación, de las paritarias con techo y del recorte a las becas estudiantiles”, señaló el joven.

Y continuó: “Marchamos en contra del desmantelamiento del sistema de ciencia y tecnología que nos permitía ir hacia un proyecto de soberanía nacional. Marchamos por un proyecto de país para los trabajadores y sus hijos, no para los poderes económicos concentrados, el G20, el FMI y sus cómplices locales, somos conscientes que gana el FMI o gana el pueblo. Marchamos porque nos duelen las injusticias, los miles de despidos y la ley de precarización laboral”.

“Marchamos en contra de los tarifazos y con nuestros abuelos en contra del recorte a las jubilaciones. Desde San Luis sostenemos la lucha y acompañamos los reclamos que se están realizando a lo largo y ancho del país, convencidos de que la unidad de los diferentes sectores y la solidaridad de la comunidad en su conjunto es el único camino para lograr el país que todos soñamos, donde los trabajadores y nuestros hijos vivan con dignidad”, concluyó.

UNIRSE A LA CONVERSACIÓN:
PUBLICIDAD

EN PORTADA EL CHORRILLERO

SUBIR