X

Llegan las 67 mil fotos y videos del ARA San Juan y su procesamiento podría durar más de un mes

Solo la jueza Marta Yáñez podrá ver las fotografías que fueron tomadas en alta definición y permitirán analizar en detalle el estado de la unidad.

Llegan a la Argentina las 67 mil fotos del ARA San Juan.
por El Chorrillero / San Luis
Actualizada: 04/12/2018 14:56
PUBLICIDAD

Las 67 000 imágenes y videos del ARA San Juan llegarán el martes por la noche al país y serán recibidas por la jueza Marta Yáñez, quien aguardará la comitiva en el Aeropuerto Internacional de Ezeiza. Son fotografías de alta calidad que permitirán observar en detalle el estado de la nave que desapareció el 15 de noviembre de 2017 con 44 tripulantes a bordo. El procesamiento del material podría llevar más de un mes y una vez listo se iniciará una etapa clave en la investigación que intenta determinar qué ocurrió con la unidad.

Las imágenes viajaron desde el buque Seabed Constructor hasta Ciudad del Cabo, Sudáfrica, donde una vez en puerto se copiaron en discos duros externos y luego se resguardaron en una valija diplomática que porta consigo el Capitán de Navío Gonzalo Prieto, recientemente designado como Agregado de Defensa en la Embajada Argentina en Sudáfrica, con extensión a Mozambique y Namibia.

La jueza verá el martes por la noche las imágenes con personal especializado en informática y si todo el material no presenta irregularidades se las llevará consigo a Caleta Olivia. Ni siquiera el ministro de Defensa, Oscar Aguad, podrá tomar contacto con las imágenes. Existe una cédula oficial, impuesta por el juzgado de Yáñez, que obliga a la justicia a proveer de toda la información recolectada durante el proceso de búsqueda. Incluso todo el material que no tenga que ver estrictamente con el submarino.

La proa de la unidad naval, visiblemente dañada por el impacto con el lecho marino.

El procesamiento de las imágenes y su posterior análisis será una etapa que podría durar entre 30 y 60 días. Las pocas fotos que Yáñez observó hasta el momento (las tres difundidas por la Armada y otras captadas por el sonar del Seabed) le entregaron datos concretos sobre el estado de la nave y la confirmación de que la unidad implosionó.

Determinar el motivo del estallido será el desafío de la Justicia y para ello será crucial contar con tecnología que permita confeccionar una recreación en 3D del ingreso de agua al submarino, la posterior explosión y su caída al lecho marino. “Pensamos en una reconstrucción virtual, reproducir en tierra lo que encontramos en mar, una maqueta digital que nos acerque lo más posible al momento en que el submarino se fue a pique”, dijeron fuentes judiciales a TN.com.ar.

La unidad naval fue hallada el 16 de noviembre de 2018, un año y un día después de su desaparición.

La confirmación de que el casco implosionó reafirma la idea de que la nave se fue a pique debido a una falla o mal cierre de la válvula E19, que durante la navegación debe estar cerrada por cuestiones de seguridad. Por motivos que aún no están claros, este mecanismo no evitó el paso de agua hasta las baterías desatando el principio de incendio. Para la Justicia, la posibilidad de que la tripulación haya cometido un error es la hipótesis menos probable: se basan en un informe del capitán del ARA San Juan, Pedro Martín Fernández, que casi tres meses antes de la tragedia alertó que la E19 presentaba falta de estanqueidad, es decir, no cerraba correctamente. El documento, que reveló en exclusiva TN.com.ar, es clave en el expediente.

PUBLICIDAD

EN PORTADA EL CHORRILLERO

SUBIR