X

Colegios privados pedirán una ayuda económica al Gobierno provincial

Sostienen que es la única forma de afrontar el incremento salarial de los docentes. También solicitarán aportes para los establecimientos que no los reciben.

El lunes solicitaron una audiencia con la ministra de Educación, Paulina Calderón, pero fue denegada.
por El Chorrillero / San Luis
Actualizada: 07/12/2018 00:35
PUBLICIDAD

La preocupación de muchas instituciones privadas, tras la resolución de la Provincia de implementar la cláusula gatillo, continúa y analizan alternativas que les permitan hacer frente al incremento salarial de los maestros.

Una de las opciones para atender el problema será el pedido que realizarán al Gobierno, por medio del ministerio de Educación, para que les brinde una “ayuda económica por única vez” que les permita hacer frente a la actualización del 21% en los haberes de los trabajadores.

El presidente de la Asociación Civil de Instituciones Educativas Privadas (Aciep), Daniel Decena sostuvo que están de “acuerdo con el incremento” a los docentes porque “les corresponde” pero que se produjo en un momento “totalmente inesperado”.

“Nosotros no podemos aumentar el último mes del año un 40% en las cuotas porque es intempestivo para los padres”, argumentó.

Por eso, pretenden que el Gobierno de Alberto Rodríguez Saá acceda a brindarles la asistencia para poder “pagar los sueldos”.

En declaraciones a El Chorrillero, Decena mencionó que el pasado lunes solicitaron una audiencia con la ministra Paulina Calderón, pero fue denegada.

“Dijo que no nos puede recibir en este momento porque está muy complicada de agenda y que eleváramos una nota, donde hiciéramos una presentación de lo que necesitamos”, transmitió.

Por ello, junto a los directivos de los colegios privados, elaborarán un documento con las diferentes inquietudes, entre las que se encuentra la ayuda económica. Pretenden entregarlo la próxima semana.

Entre los requerimientos también buscarán que el Estado subvencione a aquellos establecimientos que no reciben aportes y que actualmente son siete. Estas contribuciones “deben ser permanentes”.

Decena manifestó que el contexto es difícil porque temen que haya una disminución en la cantidad de alumnos.

“Cada escuela planteará sus necesidades, usará estrategias para ver cómo se acomoda y buscará una solución”, concluyó.

UNIRSE A LA CONVERSACIÓN:
PUBLICIDAD

EN PORTADA EL CHORRILLERO

SUBIR