X

Clientelismo: la campaña por la re-reelección de Casas cerró con la entrega de comida y colchones

Las imágenes de largas filas en la casa del vicepresidente del PJ, Ricardo Quintela se hicieron virales. Mañana se realizará una consulta popular para determinar si Sergio Casas puede aspirar a un tercer mandato.

Casas, Quintela y el ex gobernador Beder Herrera.
por El Chorrillero / San Luis
Actualizada: 26/01/2019 21:06
PUBLICIDAD

A través de las redes sociales muchos usuarios se hicieron eco de una filmación realizada en inmediaciones a la vivienda del ex intendente de la capital provincial y vicepresidente del Partido Justicialista de La Rioja, Ricardo Quintela.

En las imágenes se puede ver una larga fila de personas que, según el posteo, se agolpan en el lugar para recibir bolsas de comida. Asimismo, aseguraron que en Chilecito la situación fue similar porque repartieron mercadería y colchones a las familias más necesitadas.

Otros usuarios agregaron que además de estos mecanismos “les pagan las boletas de la luz”. Se trata, según las denuncias públicas de un procedimiento que “siempre ocurrió en La Rioja”.

El hecho se enmarca en que la provincia inaugurará este domingo el calendario electoral. Lo hará con una consulta popular obligatoria que definirá si el gobernador Sergio Casas puede presentarse a la re-reelección.

El comicio se realizará luego de que la Corte Suprema Justicia no pusiera obstáculos a la consulta popular. Alrededor de 280.500 riojanos deberán optar por “si” o “no” dentro del cuarto oscuro.

Si gana la opción afirmativa, Casas podrá presentarse a la elección, que aún no tiene fecha confirmada, como postulante a la gobernación. Para que la enmienda sea rechazada, según el Tribunal Electoral provincial, el “no” debe sumar el 35% o más del padrón.

Casas al igual que Quintela son históricos dirigentes del PJ provincial. Este último buscará volver a la intendencia de la ciudad capital en las próximas elecciones.

A fines del 2018, concejales pidieron la destitución de Quintela de la banca de diputado provincial que logró un año antes.

Quisieron separarlo del cargo por una serie de irregularidades durante su gestión como intendente. Le adjudicaron incumplimientos en las rendiciones de cuentas en los años 2014 y 2015, el faltante de un millón y medio de pesos, la inexistencia de una pala cargadora adquirida para el programa “Girsu” y una cantidad de dinero que debía destinarse a capacitación de agentes municipales.

Ahora a cambio de prebendas, el actual legislador llama a votar para que Casas pueda ser candidato.

PUBLICIDAD

EN PORTADA EL CHORRILLERO

SUBIR