X

Con un cuchillo asaltó un mercadito en el barrio El Lince y quedó grabado

Ese sector sur de la capital puntana está viviendo una ola de delitos que tiene preocupados a los vecinos. Al menos dos hechos similares ocurrieron el mismo día.

El ladrón apuntó con un cuchillo a las empleadas y las obligó a que le dieran la plata.
por El Chorrillero / San Luis
Actualizada: 23/02/2019 23:59
PUBLICIDAD

Con total impunidad, un delincuente a cara descubierta y con el arma blanca (una cuchilla larga) amenazó a las empleadas y les arrebató el dinero que había en la caja.

El hecho ocurrió en la noche del viernes, minutos antes de las 22 en el comercio “Tachi” uno de los más concurridos del boullevar del barrio El Lince, sobre la manzana 22.

Dos cámaras captaron el momento y sirvieron de prueba para que la Policía actuara, sin embargo hasta el momento los efectivos no tienen novedades del ladrón.

El video muestra cuando el hombre entra y saca el cuchillo que llevaba entre las ropas. Así se tiró sobre uno de los mostradores y obligó a las empleadas que le dieran todo el dinero que había en la caja.

No se sabe cuánto fue lo que se llevaron, pero sí se confirmó que los damnificados realizaron la denuncia en la Comisaría 3°.

Los robos en los comercios de San Luis se están volviendo costumbre, y no hay acción policial. En la madrugada de este viernes el kiosco “24 de 25” situado en Rivadavia y Tomás Jofré fue atacado por un sujeto armado con un cuchillo carnicero. Las cámaras de seguridad también lo grabaron todo.

En diálogo con elchorrillero.com un vecino del Lince contó que a dos cuadras de ahí otro comercio fue asaltado el mismo viernes por dos delincuentes que se movilizaban en una moto. Cuando ingresaron al local intimidaron al hombre que atendía; se llevaron la plata y hasta mercadería: alcohol y cigarrillos. También llevaban sus caras descubiertas.

No hay seguridad en las calles, y eso les está dejando el camino libre a los ladrones; los hechos son la prueba de ello.

UNIRSE A LA CONVERSACIÓN:
PUBLICIDAD

EN PORTADA EL CHORRILLERO

SUBIR