X

Vecinos de Fraga se movilizaron por los suicidios de jóvenes y el avance de la droga

La muerte de un adolescente agotó la tolerancia porque salieron a la calle a pedir al Gobierno provincial que se ocupe del flagelo que atraviesa al pueblo.

La asamblea se realizó frente a la Municipalidad.
por El Chorrillero / San Luis
Actualizada: 27/02/2019 20:09
PUBLICIDAD

Anunciaron que iban cortar la Autopista de la Serranías Puntanas y de inmediato llegaron funcionarios del ministerio del Seguridad a la localidad.

Esta tarde, alrededor de unas 150 personas protagonizaron una asamblea con los enviados del Gobierno, la intendenta, Antonella Gil y personal de la subcomisaría 14º. En un principio iban a interrumpir el tránsito, pero finalmente se congregaron frente a la Municipalidad.

La asamblea se realizó frente a la Municipalidad.

Los vecinos atribuyen al flagelo de la droga el suicidio de dos jóvenes que eran amigos; un chico de 17 anoche y otro de 20 años hace poco más de un mes. Eso los llevó a autoconvocarse para llamar la atención del Gobierno y del resto de la comunidad.

Allí, expusieron ante las autoridades el aumento de las adicciones en los menores, la falta de controles y la ausencia de la Policía. Además, sostienen que la fuerza de seguridad conoce los kioscos que funcionan como puntos de venta de estupefacientes pero “no hacen nada” y al mismo tiempo advierten que hay dos efectivos en la dependencia por cada guardia.

Luján Muñiz en diálogo con elchorrillero.com definió a la localidad como “zona liberada”.

La asamblea se realizó frente a la Municipalidad.

En ese sentido, explicó que Fraga está en medio de dos centros urbanos “muy grandes por lo tanto se puede entrar y salir con drogas, cosas robadas y nadie controla. Hay solo dos policías por cada guardia que no realizan los recorridos porque si lo hacen, la Comisaría queda cerrada”.

La respuesta que les brindó la Policía es que tienen pocos efectivos y no poseen móviles: “Te dicen que no tienen margen de acción y que la jurisdicción es muy grande”.

La asamblea se realizó frente a la Municipalidad.

Muñiz indicó que el problema persiste desde hace aproximadamente tres años, pero en el último tiempo se profundizó el avance de la droga.

Planteó que no existen programas de contención de la niñez y adolescencia.

“No hay actividades destinadas a los chicos, entonces caen en la droga. Abandonan la escuela y tampoco hay trabajo”, dijo al resumir el panorama.

Mañana a las 18 mantendrán otra asamblea junto con funcionarios del ministerio de Seguridad. A la intendenta le pidieron que gestione la asistencia de funcionarios de otros ministerios.

UNIRSE A LA CONVERSACIÓN:
PUBLICIDAD

EN PORTADA EL CHORRILLERO

SUBIR