X

Beneficiarios del Plan Solidario denunciaron aprietes y despidos

Día negro para unos 60 hombres y mujeres de La Punta porque fueron dados de baja “sin justificación” y no tuvieron transporte público para trasladarse hasta la Capital a buscar explicaciones al ministro de Desarrollo Social.

Revelaron que las presiones se ejercen en forma permanente: “La gente tiene miedo de perder el plan”.
por El Chorrillero / San Luis
Actualizada: 07/03/2019 20:13
PUBLICIDAD

Esta mañana al presentarse en la parcela N° 1 recibieron la noticia de que “ya no figuraban en el listado de asistencia” y debían acercarse a la ex Colonia Hogar “para ver qué había pasado”.

Como pudieron se vinieron y después de varias horas, cerca del mediodía, salió al patio el ministro Federico Berardo a transmitirles “tranquilidad” porque “no hay despidos” y se “analizará caso por caso”.

Un trabajador, dijo que el problema comenzó cuando una compañera de la parcela (sería familiar del ministro Berardo) los denunció porque “faltaban y los días que concurren no hacen nada”. En febrero, la misma mujer “nos amenazó de que íbamos a tener noticias este mes y ahora sucedió esto”.

“Hay mucha gente que tiene miedo de quedarse sin trabajo y todo esto no es justo”, reflejó.

El Chorrillero conversó con varios beneficiarios mientras esperaban a los funcionarios. Revelaron que las presiones se ejercen en forma permanente: “La gente tiene miedo de perder el plan”.

Contaron que debieron alquilar taxis entre varios para viajar hasta la ciudad porque a raíz del paro no funciona el servicio de transporte interurbano.

Revelaron que las presiones se ejercen en forma permanente: “La gente tiene miedo de perder el plan”.

“Hay gente que pidió plata para venir, es una falta de respeto. Somos gente grande algunos con problemas de salud y lo mismo tuvimos que estar acá”, expresó.

La coordinadora se ocupó de comunicarles que fueron desvinculados del plan.

“Lo molesto es que juegan con la necesidad de la gente. Tengo dos hijos y venía asustada porque de verdad necesito este trabajo, en lo único que pensaba era en cómo iba a pagar el alquiler y seguir llevando un plato de comida a la casa”, dijo.

En un contacto con mantuvo con los medios, Berardo aseguró que “estamos escuchando los testimonios uno por uno, algunos plantean que la coordinadora no cumple, otros dicen que hay amenazas de personas externas a la Colonia, es una situación desagradable y que desconocíamos”.

Adelantó que un grupo de funcionarios se presentarán mañana en la parcela.

Por otro lado, el funcionario tomó distancia de la persona que alega ser su familiar y aprieta a los trabajadores: “No conozco quién es, bajo ningún punto de vista”. Asimismo, afirmó que nadie fue despedido y que “se evaluará la situación” de cada uno.

UNIRSE A LA CONVERSACIÓN:
PUBLICIDAD

EN PORTADA EL CHORRILLERO

SUBIR