X

Tottenham sacó ventaja en la ida ante Manchester City y ganó por la mínima

En un partido parejo, el coreano Son hizo el único gol del partido a los 33 del segundo tiempo para que los de Pochettino se ilusionen con meterse entre los mejores cuatro del torneo. El Kun Agüero erró un penal en el arranque del partido y Harry Kane salió lesionado.

El equipo inglés ganó 1 a 0.
por El Chorrillero / San Luis
Actualizada: 09/04/2019 18:37
PUBLICIDAD

El Tottenham de Pochettino logró una ajustada victoria esta tarde ante el Manchester City en la ida de los cuartos de final de la Champions League, gracias al 1-0 conseguido por el gol de Son Heung-Min.

El partido arrancó muy parejo en los primeros minutos con un orden táctico perfecto de los Spurs para evitar la buena circulación de pelota del City. Estaba todo muy trabado, hasta que pasando los 10 minutos, Sterling encaró de izquierda hacia el centro, remató al arco y la pelota salió desviada al córner.

Pero mientras los jugadores de uno y otro tomaban ubicación para la pelota detenida, el árbitro holandés Bjorn Kuipers recibió un mensaje del VAR, fue al monitor a revisar la última jugada y advirtió una mano que se le había pasado de largo. Penal para el City y se hizo cargo Sergio Agüero, pero el Kun desperdició la oportunidad con un remate algo anunciado y a media altura, que desvió Lloris. En la más clara del local, Harry Kane recibió de espaldas al arco y cuando quiso colocarla junto a un palo, terminó rematando muy centrado y no alcanzó para poner en ventaja a su equipo.

Justamente el 10 de los de Pochettino iba a ser protagonista en el complemento, pero por una mala noticia: un tremendo pisotón de Delph en el tobillo lo sacó directamente de la cancha y lo mandó al vestuario, preocupando a todo Tottenham para lo que restaba de partido y pensando también en la vuelta, informó TyC Sports.

Pero a pesar de la ausencia de su figura, el local pudo abrir el marcador, cuando a los 33 el coreano Son recibió en el área y por su mal control parecía que la pelota se iba al saque de arco. El 7 de los Spurs se exigió, llegó a frenar la pelota sobre la línea, encaró hacia adentro, se acomodó para la zurda y sacó un remate que venció a Ederson y se transformó en el 1-0.

Guardiola probó con los tardíos ingresos de Sané y De Bruyne en los últimos minutos pero no hubo tiempo para la reacción y el equipo de Pochettino se quedó con la mínima ventaja en la ida, algo que deberá defender la semana próxima en Manchester, cuando se juegue el pase a semifinales.

UNIRSE A LA CONVERSACIÓN:
PUBLICIDAD

EN PORTADA EL CHORRILLERO

SUBIR