X

El papa cuestionó la eutanasia tras el caso de la adolescente holandesa: “No hay que abandonar al que sufre”

Con 17 años, Noa Pothoven puso fin a su vida tras ser abusada sexualmente desde los 11. Las autoridades de Holanda investigan el caso.

Noa Pothoven puso fin a su vida tras ser abusada sexualmente desde los 11.
por El Chorrillero / San Luis
Actualizada: 05/06/2019 15:22
PUBLICIDAD

Luego de que la noticia de la muerte de Noa Pothoven recorriera al mundo, el papa Francisco salió a declarar contra la eutanasia y el suicidio asistido: “Son una derrota para todos”.

La Iglesia se sumó así al debate que generó la decisión de la joven de 17 años de poner fin a su vida por el dolor “irreparable” que le causó haber sido abusada sexualmente desde que era una nena de 11.

Para Francisco, el sufrimiento de una persona nunca debe justificar el suicidio asistido o la eutanasia. “La respuesta que hemos de dar es no abandonar nunca a quien sufre, no rendirnos, sino cuidar y amar a las personas para devolverles la esperanza”, se lee en un tuit de la cuenta de sumo pontífice.

Sobre este caso también ya se había expresado la Pontificia Academia para la Vida que calificó la muerte de la joven como “una gran pérdida para cualquier sociedad civil y para la humanidad”.

“Tenemos que reafirmar siempre las razones positivas para la vida”, añadió la institución vaticana.

La historia de Nao

Noa Pothoven era una la adolescente de 17 años conocida en Holanda por su autobiografía titulada Winnen of leren (Ganar o aprender, en neerlandés). En el libro hizo público uno de los peores capítulos de su vida: contó que fue víctima de abusos sexuales y agresiones cuando era más pequeña.

La chica inició desde hace años una batalla para quitarse la vida legalmente y recientemente había anunciado en su Instagram que ese día había llegado.

“No me voy a andar con rodeos: voy a estar muerta como mucho en diez días. Tras años de lucha, mi lucha ha terminado. Por fin voy a ser liberada de mi sufrimiento porque es insoportable. No me intenten convencer de que esto no es bueno. Es una decisión bien considerada y definitiva”, escribió en su mensaje de despedida a sus seguidores.

En esa publicación explicó que después de muchas conversaciones y revisiones supuestamente decidió realizar un suicidio asistido, informó EFE.

Según relató ella misma, había dejado de comer y beber durante un tiempo. “Todavía he estado respirando pero sin estar viva”, aseguró.

La hermana de Noa confirmó al diario holandés AD que la menor murió el pasado domingo.

La eutanasia en Holanda y el caso de Nao

Holanda fue el primer país en legalizar la eutanasia directa y el suicidio asistido y, dos años después, aprobar el “protocolo de Groningen” sobre la eutanasia infantil.

Sin embargo, en el caso de Nao, el ministerio de Salud de ese país inició una “inspección sanitaria para verificar si es preciso abrir una investigación propiamente dicha sobre la muerte de la adolescente”, dijo a ANSA un vocero del organismo holandés.

La inspección, precisó el vocero, no concierne a la eutanasia o a la muerte asistida sino que busca determinar “el tipo de cuidados recibidos por Noa y si hubo algún error” en los tratamientos suministrados. Al término de esta primera verificación, el ministerio decidirá si seguir con una investigación oficial.

La inspección será la próxima semana “para dar tiempo a la familia de realizar el funeral y respetar su dolor en una situación muy difícil”, agregó el vocero.

PUBLICIDAD

EN PORTADA EL CHORRILLERO

SUBIR