X

Poggi: “Los millones que gastan los R. Saá no son de sus bolsillos, son de nuestros impuestos”  

El candidato a gobernador por el Frente San Luis Unido fue crítico con Alberto y Adolfo Rodríguez Saá por utilizar los dineros del Estado con fines proselitistas. Aseguró que se repitió la historia de los $80 millones entregados a la Fundación Mujeres Puntanas en el 2017. “Ahora lo hicieron con $50 millones a Sol Puntano”, denunció.

Poggi hizo hincapié en las denuncias que San Luis Unido realizó contra Adolfo y Alberto Rodríguez Saá por la utilización de fondos públicos con fines proselitistas.
por El Chorrillero / San Luis
Actualizada: 07/06/2019 08:58
PUBLICIDAD

El senador Nacional, Claudio Poggi habló en el programa Modelo Político que se emite por CCC y TVC.

En un tramo de la entrevista, que duró poco más de una hora, el candidato del Frente San Luis Unido hizo hincapié en las denuncias realizadas contra Adolfo y Alberto Rodríguez Saá por la posible utilización de fondos públicos del Estado con fines proselitistas.

Poggi planteó que se “repitió” la situación del 2017, cuando el gobernador entregó $80 millones a la Fundación Mujeres Puntanas, de la mujer de su hermano Adolfo, Gisela Vartalitis con el objetivo de financiar la campaña electoral.

Explicó que ahora se concretó la misma maniobra, pero a través de la firma de contratos de $50 millones entre el ministro de Producción, Sergio Freixes y Sol Puntano. Esta vez, el dinero estaría destinado a la campaña del actual mandatario provincial. “Es el mismo modelo”, aseguró Poggi.

En este sentido cuestionó que “esos millones” no provienen “del bolsillo de los Rodríguez Saá”, sino que derivan de los impuestos Automotor, Inmobiliario e Ingresos Brutos que pagan los sanluiseños.

También mencionó que los carteles que aparecen en todo el territorio provincial son financiados por los ciudadanos.

Otros temas

Durante el programa que conduce el periodista Orlando Suárez, el legislador se explayó sobre las próximas elecciones y la conformación de San Luis Unido: “Nuestra estrategia de campaña fue estar bien cerca de cada uno de los vecinos  de los pueblos y ciudades”.

Asimismo, se mostró “tranquilo” de cara al 16 de junio y transmitió que su sueño es volver a ser gobernador de San Luis.

Consideró que el problema más importante que atraviesa la provincia es la pérdida de 16 mil puestos de trabajo: “Casi nuestra principal obsesión o propuesta esta puesta en cómo los recuperamos y generamos más”.

Además anticipó que trabajarán en políticas vinculadas a viviendas, educación, salud, seguridad, deporte y cultura.

Poggi fue consultado sobre cómo estaba la provincia cuando dejó de ser gobernador e indicó que se encontraba “mucho mejor” de como la recibió.

“Con fondos de ahorro, con un presupuesto sin comprometer partidas, con paz social. Con aciertos y desaciertos, el balance fue positivo”, manifestó.

Respecto a la actual gestión de Alberto Rodríguez Saá reflexionó que “hay mucho gasto superfluo y se cambió el destino”.

Otra de las cuestiones que consideró fue su salida del Partido Justicialista. Indicó que se debió a que “los Rodríguez Saá habían bajado las banderas del peronismo y de la justicia social”. Ejemplo de esto fue la quita de apoyo al Plan PIE y suspender la política habitacional, dijo.

En este sentido reveló que no se postuló en el 2015 para ser reelecto porque “no tenía partido” y “no quería alterar la paz social”.

Habló también de la relación con su compañero de fórmula e intendente de San Luis, Enrique Ponce. Señaló que si bien durante su gestión no se llevaron bien, ahora trazaron “una línea”.

“Miramos para adelante y rápidamente nos pusimos de acuerdo”, agregó.

Por otra parte remarcó que la frase “Poggi es Macri” es “una picardía que largan a la cancha los Rodríguez Saá”.

“Lo que no comparto es que vivamos aislados de los gobiernos nacionales”, precisó.

Poggi dijo que los anuncios de Alberto y Adolfo Rodríguez Saá se deben a que “están pensando solamente en cómo ganar las elecciones”.

Con relación a la crisis que atraviesa la seguridad consideró que es necesario “tener una política” y “jerarquizar la Policía”. Aseveró que “la conducción está politizada”.

Finalmente, Suárez le consultó si formaría parte de un debate con los demás candidatos a la gobernación y manifestó que estaría de acuerdo.

PUBLICIDAD

EN PORTADA EL CHORRILLERO

SUBIR