X

Frederic a los gobernadores: “Cortar las rutas es un delito”

La ministra de Seguridad, Sabina Frederic cuestionó a los mandatarios e intendentes que cerraron sus límites e impiden el libre tránsito de mercadería para evitar contagios de coronavirus y garantizó que la gendarmería intervendrá cuando fuera necesario.

Foto web
"Las provincias tienen límites, pero no fronteras", afirmó la ministra.
Redacción de El Chorrillero
Actualizada: 08/04/2020 00:34
PUBLICIDAD 2020
PUBLICIDAD

La ministra de Seguridad insistió en que “las provincias tienen límites, pero no fronteras”, al referirse a dificultades registradas para la circulación entre jurisdicciones de camiones de carga y reiteró que desde su cartera se trata de “desalentar” el cierre de los accesos a los municipios, en el contexto de la pandemia de coronavirus.

“Puede haber buena voluntad y buenas intenciones de funcionarios y gobernadores que quieren protegerse –aislando sus distritos-; pero trabajamos mucho para manejar estos impulsos y manejar el tema del transporte, como el de carga, para que pueda transitar”, expresó ´Sabina Frederic al exponer por videoconferencia ante la comisión de Seguridad Interior de la Cámara baja.

Ante ese grupo parlamentario de trabajo, que preside la diputada oficialista Paula Penacca, Frederic precisó: “Nosotros tratamos de desalentarlos a los intendentes que cierran sus ciudades” y aceptó que existió alguna dificultad en el puente Chaco-Corrientes.

“Cortar las rutas es un delito. Hablamos con el ministerio del Interior y hemos desactivado varios casos. Tratamos de desalentarlos y coordinamos con el Ministerio del Interior. Vamos a intervenir”, dijo.

En la ronda de preguntas, el radical José Cano le recordó que además de gobernadores hubo intendentes que cercaron sus límites en Catamarca, en la ruta 34 sobre Santiago del Estero, Chubut y Río Negro y complicaron el tránsito de alimentos. También están cercados los límites de San Luis y La Pampa.

En su exposición inicial, que se extendió por más de media hora, la ministra brindó una serie de datos sobre los controles de circulación dispuestos en el país: hubo 1.244.309 personas notificadas; 30.923 personas que recibieron infracciones; 912.637 vehículos controlados; y 2.534 vehículos secuestrados.

En casi todos los rubros hubo un 56 por ciento de aumento, a excepción de la cantidad de vehículos controlados, que aumentó un 11% y la de vehículos secuestrados, que bajó un 24%.

Al repasar la labor de las fuerzas federales, Frederic dijo que Gendarmería, Prefectura Naval y Policía de Seguridad Aeroportuaria (PSA) trabajaron “en 2.218 puestos fijos en los 24 distritos”.

Sobre la PSA, apuntó que esa fuerza “trabajó en conjunto con la Dirección de Sanidad de Fronteras para canalizar a los pasajeros recién llegados, diferenciando según si tenían o no síntomas del coronavirus”.

En relación a Prefectura Naval, la ministra destacó que “el personal afectado en pasos fronterizos pasó de 253 efectivos a 421” y que cumplió además un “rol importante” en el control de la llegada de cruceros y de sus pasajeros en los principales puertos.

“Gendarmería Nacional reforzó un 30 por ciento su personal para dar cumplimiento a las restricciones decretadas, tiene a su cargo la custodia en el servicio de trenes y reforzó el patrullaje donde presta seguridad ciudadana”, añadió.

En cuanto a la Policía Federal, Frederic indicó que la fuerza está a cargo del “traslado de respiradores automáticos e insumos para su fabricación”.

La ministra puso especial énfasis en casos de violencia institucional detectados en las provincias y evaluó que esas situaciones pueden darse cuando “las órdenes políticas no son del todo claras”.

Precisó que “fueron pasados a disponibilidad tres gendarmes” y que existen 22 casos de agentes de fuerzas federales que “están siendo investigados por violencia institucional”.

Fuente: La Política Online y Télam

UNIRSE A LA CONVERSACIÓN:
PUBLICIDAD

EN PORTADA EL CHORRILLERO

SUBIR