X

Con fuerte rechazo de la oposición, el kirchnerismo aprobó en el Senado la reforma judicial

El kirchnerismo se impuso con 40 votos a favor contra 26 en contra. El proyecto fue girado a la Cámara de Diputados.

Vicepresidenta Cristina Kirchner.
Redacción de El Chorrillero
Actualizada: 28/08/2020 02:00
PUBLICIDAD 2020
PUBLICIDAD

El Frente de Todos en el Senado aprobó esta noche y giró a la Cámara de Diputados el proyecto de reforma judicial tras un extenso debate en el que defendió que la iniciativa “fortalecerá” la justicia federal, mientras la oposición lo cuestionó por “inoportuno” e insistió en que persigue “impunidad”.

El proyecto impulsado por el Gobierno, que apunta principalmente a la ampliación del fuero federal, fue aprobado con 40 votos a favor del Frente de Todos y 26 en contra de legisladores de la oposición como Juntos por el Cambio; Claudio Poggi (Avanzar San Luis) y el Interbloque Federal (Lucila Crexell y Carlos Reutemann).

Hubo quejas de la oposición antes y durante la votación por la cantidad de modificaciones al proyecto -con creación de juzgados y cámaras- leídas sobre el final, que según dijeron no habían sido siquiera informadas.

Durante el debate, el Frente de Todos destacó que la iniciativa permitirá el “fortalecimiento de la Justicia Federal” en la ciudad de Buenos Aires y especialmente en las provincias, y afirmó que apunta a “la necesidad de recuperar la independencia de los jueces”, con críticas al proceder del Poder Judicial durante la gestión de Mauricio Macri.

Por su parte, Juntos por el Cambio remarcó que el proyecto apunta a “lograr un sesgo de impunidad” y puso un manto de dudas sobre la creación de nuevos cargos para la justicia federal de las provincias, al acusar al oficialismo de usar eso para “negociar” los votos que le faltan en Diputados.

La oficialista María de los Ángeles Sacnun destacó que se hicieron “modificaciones” al proyecto para “mejorarlo”, y acusó a la oposición de “cerrada” por no sugerir “ningún cambio a un proyecto que no estaba cerrado” y rechazó que pretenda “buscar impunidad”. “El artículo 14 establece que ninguna causa va a ser sacada a los jueces naturales, todas seguirán siendo instruidas por los mismos jueces”, subrayó la santafesina en este sentido, al tiempo que destacó que la iniciativa tomó cosas del plan “Justicia 2020” de la gestión anterior.

El jefe de la principal bancada opositora, Luis Naidenoff, reforzó: “No es una reforma integral sino una reforma del fuero federal penal. La pregunta es ¿para proteger a quién? ¿Creen que con esta reforma paramos el narco en la Argentina?”.

“Que la Cámara de Diputados encuentre ese equilibrio que hoy nos está faltando”, agregó.

“Me parece que en el medio de la pandemia y de la crisis crear cientos de cargos con esos salarios, es una bofetada al pueblo argentino, al trabajador que perdió su empleo, es una bofetada al ciudadano que tuvo que cerrar el taller mecánico, la despensa, la gomería, la peluquería, la hostería, la producción de artesanías. Es  una bofetada, no comparto el proyecto de ley”, sostuvo en su alocución de poco más de seis minutos, el puntano Claudio Poggi (Avanzar San Luis)

Por el interbloque Parlamentario Federal, Lucila Crexell aseguró que “más que reforma judicial, yo diría que es la no reforma judicial”.

“Con este proyecto lo único que hacemos es nombrar jueces y fiscales, que ni siquiera sabemos si responden a las necesidades concretas de los lugares donde se los está nombrando”, advirtió.

Asimismo, la neuquina expresó que la iniciativa “no combate la corrupción judicial” y “empeora al sistema”, porque “es gatopardismo puro con un gran costo fiscal”.

El presidente de la bancada del Frente de Todos, José Mayans, fustigó a la oposición: “Este proyecto ni lo leyeron…entonces vienen con la guitarrita y le dan a la sanata”.

“Tenemos un buen proyecto que mejora la justicia federal en todo el país, y obviamente que aspiramos a generar una justicia transparente, libre e independiente, porque nosotros no vamos a hacer lo que hicieron”, dijo.

Con una protesta en las afueras del Congreso, el cuerpo debatió por nueve horas el proyecto enviado por el Gobierno. La sesión inició a las 14.36, pero el debate de la reforma judicial arrancó a las 15.46, concluyendo a las 00.45 de este viernes.

 

 

UNIRSE A LA CONVERSACIÓN:
PUBLICIDAD

EN PORTADA EL CHORRILLERO

SUBIR