X

El femicidio de Ludmila en Moreno: el acusado se negó a declarar y seguirá detenido

Se trata de Cristian Jerez, el joven de 19 años que alquilaba la casa donde apareció el cuerpo de la adolescente. Se escondía en un baldío de Francisco Álvarez y lo arrestaron este martes.

Cristian Jerez fue detenido este martes por el femicidio Ludmilia.
Redacción de El Chorrillero
Actualizada: 08/09/2020 18:50
PUBLICIDAD 2020
PUBLICIDAD

Cristian Jerez, el joven de 19 años arrestado este martes por el femicidio de Ludmila Pretti, se negó a declarar ante la Justicia y seguirá preso. Se trata del principal sospechoso por el asesinato de la adolescente en Francisco Álvarez, cuyo cuerpo fue encontrado este domingo en el interior de la casa que alquilaba el detenido.

Según fuentes judiciales, Jerez fue indagado esta tarde por el fiscal de la causa, Federico Soñora, que lo imputó por el delito de femicidio, que prevé la pena de prisión perpetua. Sin embargo, el joven optó por permanecer en silencio y se determinó que continúe detenido, después de que el domingo se fugara de la puerta de la comisaría donde se presentó a declarar como testigo con la excusa de que iba a buscar el DNI.

La huida del acusado provocó la furia de cientos de vecinos de la localidad de Moreno, que este lunes rodearon la seccional de la zona para exigir justicia por Ludmila. Por la noche, mientras continuaban las tareas de inteligencia para localizar a Jerez, algunos lanzaron piedras contra la fachada del edificio y otros prendieron fuego varias llantas.

Finalmente, en la madrugada del martes la Policía detuvo al sospechoso durante un rastrillaje realizado en unos pastizales y un arroyo de Francisco Álvarez. De acuerdo con lo informado, el arresto se produjo cerca de las 2, después de que los investigadores detectaran actividad en el teléfono del joven en esa zona y un testigo alertara al 911 sobre su presencia en inmediaciones de las calles Arístides y Diario La Nación.

Según detalló Télam, para evadir a los efectivos que lo buscaban Jerez se escondió en unos pastizales y luego dentro del arroyo. Sin embargo, las bajas temperaturas lo obligaron a volver a la superficie, donde fue atrapado.

Tras enterarse del arresto del sospechoso, el padre de Ludmila, Leandro Pretti, expresó: “Agradezco a todas las fuerzas de seguridad que ayudaron a detener al asesino. Queremos despedir a mi hija en tranquilidad”.

“Cuando la vi pude abrazarla, le di besos. Ella me dará fuerza en todo momento”, agregó en diálogo con TN, y reiteró su gratitud hacia la intendencia local y el Ministerio de Seguridad de la Provincia por la celeridad con la que trabajaron.

Los restos de la adolescente fueron velados esta mañana en una sala de Moreno y, según adelantó la familia, serán inhumados este martes en el cementerio municipal.

Tras permanecer 12 horas desaparecida, el cuerpo de Ludmila fue encontrado el domingo a la anoche en la vivienda que alquilaba Jerez, ubicada en la calle Diario La Nación 4039. Allí se había trasladado junto a un amigo y una amiga para celebrar un cumpleaños.

La autopsia confirmó que la adolescente murió por asfixia, por estrangulamiento a lazo -aparentemente con la pashmina que llevaba puesta- y se aguardan estudios complementarios para saber si hubo abuso sexual.

PUBLICIDAD

EN PORTADA EL CHORRILLERO

SUBIR