X

¿Qué estados tienen la llave de la Presidencia de Estados Unidos?

Las elecciones presidenciales de 2020 se han presentado como las más igualadas de los últimos 20 años y el masivo voto por correo ha hecho que en estados clave la contienda todavía esté por decidir entre Donald Trump y Joe Biden.

El candidato republicano Donald Trump ya se ha autoproclamado ganador.
Redacción de El Chorrillero
Actualizada: 04/11/2020 11:54
PUBLICIDAD 2020
PUBLICIDAD

Las elecciones estadounidenses no han terminado. Tal y como adelantaban muchas previsiones, la batalla electoral de las presidenciales de 2020 se extenderá más allá de la noche del 3 al 4 de noviembre, sin saber exactamente quién será el próximo presidente de Estados Unidos.

El candidato republicano Donald Trump ya se ha autoproclamado ganador, pero muchos de los principales estados pendulares, llamados así por su apoyo variable tanto a republicanos como a demócratas, tienen un gran número de votos por decidir y todo apunta a que la pugna entre republicanos y demócratas se estrechará.

El voto anticipado, tanto por correo como presencial, ha jugado un papel crucial a la hora de demorar los votos en determinadas plazas importantes. Esto ha hecho que, llegada la madrugada, se detengan los conteos en determinados estados para proseguir por la mañana, algo que ha denunciado el presidente Donald Trump que, sin pruebas, ha asegurado que “se está cometiendo un gran fraude”.

Actualmente, hay seis estados en los que todavía no hay un ganador claro. En cuatro de ellos tiene ventaja, hasta el momento, Donald Trump y son Michigan, Georgia, Carolina del Norte y Pensilvania.

Pensilvania permanece a la espera del voto por correo

Desde la campaña electoral se intuía que la batalla electoral por Pensilvania podría ser una de las más controvertidas por su proceso de conteo del voto por correo, que podría demorar los resultados horas o incluso días. Este estado es actualmente el que menos ha avanzado en su conteo de votos y uno donde todo parece más abierto. Actualmente apenas se ha llegado al 65% del escrutinio y Trump tiene una clara ventaja de más de 13 puntos.

A pesar de que la balanza parece estar muy inclinada al lado republicano, el voto por correo puede dar la vuelta al resultado. Las principales ciudades del estado han optado por el Partido Demócrata y todavía falta por incluir al resultado final de gran parte de lo votado en Filadelfia, el gran bastión demócrata del estado.

Donald Trump dio por segura la victoria en el estado natal de Joe Biden y afirmó que no estaría dispuesto a esperar los resultados por varios días. Joe Biden, sin embargo, se mostró optimista respecto a la posible remontada. El premio de una victoria en este estado sería prácticamente la presidencia, ya que otorga 20 votos electorales.

Wisconsin vuelve a ser clave

Joe Biden supera por la mínima a Donald Trump en este estado y parece que el voto de Milwaukee será lo que defina el resultado final. Durante toda la noche los republicanos han preservado una ligera ventaja sobre los demócratas en este estado, donde se preveía una holgada victoria de Biden, pero durante las primeras horas de la mañana el resultado dio un vuelco.

Si los demócratas consolidan este resultado estarían muy cerca de llegar a la Casa Blanca.

El resultado en Michigan se iguala

Michigan puede ser uno de los centros donde se produzca una de las grandes remontadas demócratas de la noche. Este estado otorga 16 votos electorales y aunque que iba a permanecer en poder republicano cuatro años más, los últimos escrutinios parecen arrojar una tendencia clara hacia la remontada de Biden.

Al inicio de la noche los republicanos sacaron hasta 13 puntos de ventaja a la candidatura de Biden, pero actualmente la cifra ronda un punto, con un 88% de los votos escrutados. Recuperar este importante estado de la zona de los lagos, donde se sitúan importantes urbes como Detroit, podría suponer la recuperación del cinturón azul.

En este estado, al igual que en la mayoría del país, la diferencia de voto entre el campo y las grandes urbes es abrumadora. Biden se nutre básicamente del voto urbano y Trump del campestre.

Carolina del Norte registra prácticamente un empate técnico

A penas unos miles de votos parecen que definirán el resultado de este estado sureño. La diferencia entre ambos candidatos es de apenas un punto y medio con ventaja para Trump. Charlotte, Raleigh o Greensboro han votado abrumadoramente por de Biden, mientras que la parte más rural del estado ha apoyado sin fisuras al actual presidente.

Las predicciones señalan que este estado volverá a ser republicano por la mínima, pero todavía queda en torno al 6% de los votos por escrutar y la mayoría de ellos son votos por correo.

Georgia puede ser la gran sorpresa

Georgia sigue manteniendo la ventaja republicana pero la carrera por sus 16 delegados se ha cerrado hasta los dos puntos de diferencia entre ambos. Este estado es un bastión tradicional para el votante republicano. El último demócrata en llevarse la victoria fue Bill Clinton en 1992.

La ventaja de Donald Trump sobre su contrincante se ha ido reduciendo paulatinamente durante la noche y la madrugada y desde los 13 puntos de ventaja que daba a primera hora de la noche el mandatario se ha pasado a solo 2. Una derrota en Georgia de los republicanos sería prácticamente definitiva.

Ningún medio de comunicación apuntaba a la victoria demócrata en este estado, pero ‘The New York Times’ apuntó a la victoria azul por un estrecho margen.

Nevada se complica para los demócratas

De los seis estados por definir, el único en el que preservaba una ventaja clara Joe Biden era Nevada y sin embargo parece ser el que más dificultades está generando para asegurar la victoria azul. Los demócratas superan a sus rivales por apenas 1 punto en este estado, mucho menos de los hasta 7 de ventaja que tuvieron durante la noche.

Al estar todo tan ajustado y existir una diferencia de apenas 20.000 votos parece que todo se definirá a última hora.

UNIRSE A LA CONVERSACIÓN:
PUBLICIDAD

EN PORTADA EL CHORRILLERO

SUBIR