X

Pide por una casa para Sasha, su hija de 10 años que tiene parálisis cerebral

Soledad Alaníz también es mamá de Simón, de cuatros años. Su solicitud es a las autoridades provinciales y le permitan acceder a una vivienda digna.

Sasha junto a su mamá Soledad Alaníz.
Redacción de El Chorrillero
Actualizada: 08/11/2020 22:16
PUBLICIDAD 2020
PUBLICIDAD

El difícil momento económico que vive, producto de la pandemia, la obligaron a dejar el alquiler en la capital puntana, y tuvo que regresar a la casa de su abuela, en la localidad de Nogolí.

Ella tenía 22 años cuando recibió la noticia de que iba a ser mamá por primera vez. Desde entonces asistió a todos los controles médicos que requiere su embarazo. Pero su beba nació con serios problemas.

En comunicación con El Chorrillero, la mujer relató que Sasha hoy tiene 10 años, y sufre una parálisis cerebral. Apuntó el caso a una “una mala praxis”.

Recordó que fue asistida por dos obstetras de su pueblo, quienes le aseguraron que no podía tener parto natural por lo que la derivaron al Policlínico Regional.

Cuando llegó al nosocomio, los médicos la enviaron nuevamente a su casa y le dijeron que vuelva cuando esté por tener a la beba. Cuando empezaron los trabajos de parto, Soledad concurrió nuevamente para traer al mundo a su pequeña.

“Le supliqué a la doctora que me hiciera la cesárea, pero los pedidos fueron en vano e ignoró las indicaciones de mi obstetra de cabecera”, contó a este medio.

Ante ello manifestó: “Puse mi mayor esfuerzo y pujé hasta dar a luz. Lamentablemente cuando nació tragó líquido y sufrió falta de oxígenos lo que le causó la parálisis cerebral”.

También recordó que cuando le entregaron a Sasha “no tomaba el pecho” y comenzó a tener convulsiones.

Ya con dos hijos, la mujer intentó acceder a los planes de viviendas y a pesar de haber presentado los papeles, demostrando su situación, nunca fue adjudicada.

Contó que la casita donde vive, que es propiedad de su abuela, “es de adobe y no cuenta con el espacio suficiente”.

Su pedido es a las autoridades provinciales y para que sus hijos “puedan tener un lugar mejor para vivir”. Su historia la hizo pública a través de las redes sociales, donde solicitó ayuda.

“Le pido por favor al señor gobernador que me dé una mano para que mis hijos puedan tener su propia casa y las comodidades”, solicitó Alaniz.

Para contactarla se puede llamar al 2664028135.

PUBLICIDAD

EN PORTADA EL CHORRILLERO

SUBIR