X

Graciela Alfano fue atropellada por una bicicleta y terminó con lesiones

La ex vedette relató el episodio que vivió mientras realizaba ejercicio en Costanera Norte.

Graciela Alfano.
Redacción de El Chorrillero
Actualizada: 09/11/2020 14:06
PUBLICIDAD 2020
PUBLICIDAD

Graciela Alfano volvió a tener problemas mientras circulaba por la vía pública. Después del robo que sufrió mientras paseaba por Avenida Santa Fe, ahora fue atropellada por una bicicleta mientras corría por Costanera Norte al tratar de pasar por la bicisenda para esquivar a un grupo de personas.

“Fue un horror. Yo venía corriendo -es parte de mi rutina de todos los días- y la vereda había mucha gente. Pasé un grupo de mamás con carritos y me metí en a la bicisenda para avanzar más rápido. En un momento viene un hombre en bici con una niña atrás y me empuja con el manubrio. Casi me caigo. Sentí un golpe en la espalda. Cuando miro para adelante, el señor me estaba insultando y hacía ‘fuck you’”, detalló conmocionada en diálogo con TN.

Alfano describió que, enseguida, algunas personas trataron de frenar al sujeto. “Una pareja logró detenerlo, una chica le sacó una foto, pero después huyó. Me seguía insultando. Sacó su teléfono, me filmó y me amenazó: ‘mañana salís en todos los medios’”.

Por otro lado, la ex vedette reconoció que le propició algunos insultos pero hizo la denuncia a la Policía: “Yo la verdad reaccioné mal, le dije de todo. Después de unos minutos, llamamos a la Policía. El señor se había ido, pero le entregamos la foto al oficial”.

Afortunadamente, Graciela sólo sufrió lesiones leves pero se mostró muy apenada por la situación: “¡Viví un nivel de violencia espantoso! Me pegó fuerte con el manubrio en la espalda. No me fijé si tengo un moretón o algo. Por suerte, estoy bien. ¡Fue feo! ¡Pasé un momento horrible!”.

A través de sus redes sociales, bromeó con los momentos que le tocaron pasar los últimos días: “Mi próxima pareja debería ser médico. Para esta pandemia, lo mejor es un médico al lado!”.

El robo en Palermo

Graciela Alfano salió a pasear cuando bajó el sol para disfrutar el aire fresco de los primeros calores de noviembre. Sin embargo sufrió un triste momento cuando se percató de que le robaron el celular. Angustiada por la situación, contó cómo tuvo que ser contenida por los vecinos de la zona.

“Fue en Salguero y Santa Fe, a las siete de la tarde. Y la verdad que fue tan sutil todo, que no me di cuenta. Cometí el error de sacar el teléfono y se ve que me estaban observando cuando lo puse en el bolsillo. Así que aprovecharon mientras yo cruzaba la calle, cuando miré hacia un costado, para robármelo. Pero lo hicieron de una manera que no sentí ni siquiera que me tocaron” y agregó: “Cuando llegué al otro lado de la calle, por esa cosa de la intuición, me toqué el bolsillo y noté que ya no estaba más. Entonces me di vuelta y en la acera de enfrente ya no quedaba nadie. Pero yo había podido ver a las únicas dos personas que estaban en ese lugar y desaparecieron. Eran dos menores, de unos quince años, que estaban ahí como vendedores callejeros”.

UNIRSE A LA CONVERSACIÓN:
PUBLICIDAD

EN PORTADA EL CHORRILLERO

SUBIR