X

“¿Pago de favores?”: el albertismo dio vía libre en la Cámara de Diputados a la “Ley Fara” de creación de partidos departamentales

El diputado radical en temas decisivos vota alineado con el Gobierno. Ahora le aprobaron un proyecto de ley.

Foto marcos Verdullo
Alberto Fara
Redacción de El Chorrillero
Actualizada: 20/11/2020 07:35
PUBLICIDAD 2020
PUBLICIDAD

El apoyo del bloque del Frente Unidad Justicialista fue crucial para que la Cámara de Diputados otorgara media sanción a la reforma de la ley de partidos políticos promovida por el diputado radical, Alberto Fara.

El proyecto fue impulsado por el legislador del departamento Junín después de separarse del interbloque del Frente Avanzar y Cambiemos (ahora San Luis Unido) por el cual fue reelecto y de desafiliarse de la Unión Cívica Radical en 2019.

Ya en libertad de acción Fara creó el bloque “Raúl Alfonsín” y el primer gesto que tuvo con el albertismo fue el decisivo voto de apoyo a la elección de Juan Carlos Eduardo como presidente de la Cámara de Diputados.

Hasta entonces había sido muy crítico del Gobierno y en particular con el manejo que hace de las finanzas Alberto Rodríguez Saá. Este año paradójicamente le aprobó al albertismo las Cuentas de Inversión, la ley que autorizó a subir los gastos corrientes y el presupuesto.

Ahora Fara consiguió que se modifique la Ley XI-346-2004 –5542 para dar lugar a la creación de partidos políticos departamentales.

En el recinto expuso que los departamentos existen desde junio de 1955, y que la Constitución Provincial en el artículo 102 los reconoce.

“Cada uno de los existentes o de los que fueren creados constituye un distrito electoral, cuya representación no puede ser inferior a dos diputados. Por lo tanto la propia Constitución dice que los departamentos son distritos electorales”, dijo.

Consideró que la iniciativa “busca reparar en la ley de partidos políticos de la provincia, ese espacio de no reconocimiento a los partidos departamentales”.

“Estamos dejando de lado el derecho de los ciudadanos que no pueden constituir un partido provincial a poder asociarse. Todos los ciudadanos tienen el derecho de afiliarse con fines políticos y constituir partidos políticos conforme al régimen democrático reconocido por la Constitución provincial”, indicó.

“Estamos otorgando un derecho. Es simple el fundamento, y la ley no lo tenía. Es necesario tener más representación. No perjudica a ningún partido, y nos da herramientas para tener representaciones”, siguió.

“Esta ley facilita el intercambio de proyectos o de favores”

Luis Lucero Guillet (San Luis Unido-UCR). (Foto Marcos Verdullo)

“En este momento no estoy en la intención de crear un partido, si se puede hacer o no se puede hacer, creo que es una herramienta que nos puede servir a muchos dirigentes tenerla. Esto no quiere decir que vayamos hacer un partido departamental, pasa que esa herramienta no existía”, aclaró

Su correligionario y copresidente del interbloque San Luis Unido, Luis Lucero Guillet sostuvo que el retoque a la ley “facilita lo que se llama el intercambio de proyectos o de favores” y apeló a un estudio del Centro de Implementación de Políticas Públicas para la Equidad y el Crecimiento para reforzar los argumentos.

“Los partidos nacionales, como la UCR y el Partido Justicialista, por su historia y credibilidad trascienden y exceden la figura de sus fundadores”, mientras que los departamentales “dependen de la fuerza de un líder, lo que implica que cuando el líder cae en su imagen, estos partidos se debilitan y esto permite que sean dejados de lado y que se cree otro”, sostuvo.

Esto hace que sea tentador crear nuevas etiquetas para participar sin ningún tipo de condicionamiento. Posibilita la multiplicidad de partidos y alianzas, lo cual atomiza claramente la oferta electoral y trasforma el sistema electoral en inestable. En definitiva permiten que funcionen como listas espejos, o listas colectoras, que afectan drásticamente la transparencia electoral”, señaló.

También planteó la repercusión que genera en el ámbito parlamentario: “Lo que sucede es que los diputados, senadores, concejales que se van incorporado en las distantes elecciones tienden a construir bloques unipersonales, lo cual confunde al electorado en cuanto a su representación, que cada uno mantiene su criterio para actuar y no tienen como los partidos tradicionales, su plataforma que les indica cual tiene que ser su conducta. Favorece el tranfuguismo que tanto hemos visto en nuestra política argentina”.

También apuntó que “no hay disciplina partidaria, no hay rendición de cuenta” frente al electorado: “Claramente porque así lo establecen las estadísticas. Favorecen a los ejecutivos en la aprobación de las leyes. Estos partidos municipales y departamentales juegan a favor del oficialismo, lo cual es muy beneficioso a la hora de lograr los votos necesarios para aquellas aprobaciones que necesitan una votación agravada”.

Ariel Barrozo (bloque Arturo Illia) fue otro radical que votó en contra del proyecto de Fara. Dijo: “La UCR es un partido centenario y federal. Cada lugar, pueblo paraje, tiene representantes y eso lo hace federal, abierto. Sin dudas que el origen de este proyecto viene de cuestiones internas, tal vez del monopolio que manejan los grandes centros urbanos con respecto a la conformación; pero nosotros también somos parte de un partido político, tenemos que sentarnos y como actores políticos discutir estas cuestiones, y cambiar la historia desde adentro”.

Alberto Fara y Javier Giménez (UCR-Arturo Illia). (Foto Marcos Verdullo)

Desde Sanluiseños y Mercedinos por el Cambio, Verónica Causi defendió el proyecto.

“No nos debemos asustar que esta ley multiplique la oferta electoral, todo lo contrario, es democratizar una elección, es lograr que la gente pueda elegir entre más personas y elegir lo que quiera”, dijo la legisladora de la fuerza que nació en Villa Mercedes como partido de oposición a la gestión municipal del PJ y hoy actúa como aliado incondicional del Gobierno

“Sobre la rendición de cuenta le aclaro, rendimos cuenta como cualquier otro partido, la Justicia electoral nos exige lo mismo”, añadió Causi para responderle a Lucero Guillet.

La media sanción salió con 31 votos que sumaron el albertismo, los bloques afiliados y el futuro vicepresidente de la UCR, Javier Giménez. Se opusieron San Luis Unido y dos integrantes de la bancada “Arturo Illia”. El Senado le daría sanción definitiva la próxima semana.

 

 

PUBLICIDAD

EN PORTADA EL CHORRILLERO

SUBIR