X
PUBLICIDAD

Potrero de los Funes: los hechos delictivos no cesan y hay cuatro policías por guardia

Una pareja de emprendedores fue víctima de un nuevo robo en esa localidad turística. Como en otros hechos, también advirtieron la desidia de las fuerzas de Seguridad y la escasa presencia policial.

Robo en Potrero de los Funes.
Redacción de El Chorrillero
Actualizada: 24/02/2021 17:32
PUBLICIDAD 2020
PUBLICIDAD

La inseguridad se volvió una cotidianeidad en Potrero de los Funes y la intranquilidad no solo se refleja en los vecinos de la localidad sino también en quienes la visitan por trabajo.

Este domingo, Valentina Urueña y su pareja fueron las víctimas de un nuevo ilícito. Se encontraban vendiendo sus productos en una feria que en Lunamakena y dos delincuentes les abrieron la camioneta. Se llevaron ropa valuada en $160 mil y pertenencias personales.

La mujer contó que el vehículo estaba ubicado a pocos metros e iban hacia él cada 10 o 15 minutos porque “era más cómodo para buscar talles”.

Alrededor de las 21:30 se llevó adelante un sorteo y fue cuando advirtieron el robo. Su novio fue a buscar una prenda y se encontró con que las cosas ya no estaban.

Aparentemente, los ladrones forzaron las puertas y habrían utilizado inhibidores de alarmas.

El desconcierto de la pareja fue mayor cuando se comunicaron al 911 y desde la Policía les transmitieron que debían trasladarse hasta la comisaría.

“En lugar de darnos una solución le dijeron a mi novio que se acercara. Tuvo que ir caminando y dar aviso”, dijo en declaraciones a El Chorrillero.

Ambos consideraron que si los efectivos acudían de inmediato habrían tenido mayor posibilidad “de atrapar a los delincuentes” y recuperar algunos de los elementos. Destacó que “recién salieron a buscarlos” una vez que efectuaron la denuncia.

Los jóvenes reconocieron la falta de presencia policial debido a que solo se encuentran en el puesto de control y “rara vez” recorren las diferentes calles de Potrero de los Funes.

A raíz de esto, organizaron un sorteo de los productos que comercializan de manera que puedan recaudar dinero y poder recuperar lo sustraído. Quienes deseen colaborar tienen que contactarse al 266205616.

La inseguridad ya no es una novedad para los habitantes de la localidad turística, y en las últimas semanas decidieron visibilizar la preocupación en la que viven.

Días atrás, Analía Belmudez denunció que el pueblo tiene solo cuatro efectivos por guardia y un solo móvil. A eso se suma la presencia de la Policía Caminera, pero que no está en condiciones de actuar.

Cansados de los hechos, realizaron reuniones con autoridades municipales, pero no acudieron los integrantes de la dependencia.
Luego de eso, elevaron una nota al ministro de Seguridad, Luciano Anastasi para pedirle una solución.

“Se suceden hechos a los que no queremos acostumbrarnos (…) si no se toman medidas adecuadas la cosa va a ser cada vez más grave”, sostuvo este lunes el concejal Ignacio Olagaray.

UNIRSE A LA CONVERSACIÓN:
PUBLICIDAD

EN PORTADA EL CHORRILLERO

SUBIR