X
PUBLICIDAD

Gabriel “El Loco” Díaz mordió a su rival y lo descalificaron

Perdió el control de la pelea en el tercer round en su combate ante el Cuervo Silva.

Diaz mordió a su rival en un cruce.
Actualizada: 28/02/2021 11:28
PUBLICIDAD

Podía llegar a ser una noche épica para Gabriel “El Loco” Díaz, que tenía la oportunidad de enfrentar al campeón superwelter de Argentina, el misionero Alejandro “Cuervo” Silva. La pelea en el Centro de Actividades “Roberto De Vicenzo”, de Berazategui, podía darle la oportunidad de quedarse con el cinturón que tanto deseaba, pero una acción antideportiva lo sacó de combate.

Corría el tercer round cuando el santafesino, que estaba siendo superado claramente por el campeón, mordió a su rival en un cruce.

Lejos de seguir con la pelea, el Cuervo Silva gritó de dolor, lo que llamó la atención del árbitro que no se había percatado de la acción. Cuando fue a revisar, se dio cuenta de la marca que el boxeador tenía en su brazo y automáticamente descalificó a Díaz, que se lamentó por su falta de profesionalismo.

Con esta victoria, el campeón superwelter de Argentina, el misionero Alejandro “Cuervo” Silva agrandó su historia a 14-0-1, 10 KO.

Decepcionante pelea de Canelo

Pasada la madrugada de este sábado, Saúl Canelo Álvarez venció por nocaut técnico al turco Avni Yildrim en el Hard Rock Stadium de Miami. De esta manera, retuvo el título unificado supermediano de la Asociación Mundial de Boxeo (AMB) y el Consejo Mundial de Boxeo (CMB).

A las 00.35 del ya iniciado domingo en Argentina, el mexicano hizo su gran entrada al imponente estadio. Ante la mirada de 15 mil espectadores en vivo, y otras decenas de millones vía streaming alrededor del mundo, saltó al cuadrilátero en busca de reafirmar su gran momento.

La previa contó con fuegos artificiales y la musicalización de su amigo J Balvin, artista colombiano que brindó un breve show de reguetón previo a la contienda. Canelo, cuyo registro era de 54 triunfos (36 por KO), dos empates y una derrota, iba por la defensa de sus cinturones ante el turco Yildrim, con un historial de 21 victorias (12 por KO) y dos caídas.

Los primeros tres rounds tuvieron a un Álvarez con un ritmo dinámico y explosivo, a diferencia de su rival, cuya inactividad quedó en evidencia. La última vez que Avni había subido al cuadrilátero fue el 23 de febrero de 2019, hace más de un año. En aquella ocasión fue derrota ante el estadounidense Anthony Dirrell, por el título supermediano del CMB con decisión técnica dividida.

En Miami no sería diferente. Canelo fue superior durante todo el encuentro, lanzando a la lona a su contrincante en el tercer asalto. Aunque el turco logró levantarse y aguantar los segundos que quedaban en el reloj, no salió al cuarto por decisión de su esquina. De esta manera, Saúl retuvo de manera exitosa el título unificado supermediano de la Asociación Mundial de Boxeo y el Consejo Mundial de Boxeo.

PUBLICIDAD

EN PORTADA EL CHORRILLERO

SUBIR