X
PUBLICIDAD

Atacaron otra escuela en Villa Mercedes; se robaron hasta el inodoro

Ocurrió este fin de semana en la Escuela Nº187 “José Hernández”. Los delincuentes sustrajeron mesas, sillas, un televisor, computadoras y juegos.

Escuela Nº187 “José Hernández”.
Actualizada: 13/07/2021 23:38
PUBLICIDAD

La delincuencia sin límites dejó otro ejemplo en Villa Mercedes. La Escuela Nº187 “José Hernández” ubicada en el barrio El Pimpollo, en la ciudad de Villa Mercedes fue escenario de un violento ataque. Prácticamente, las puertas y los muebles del establecimiento fueron destruidos. Ocurrió durante el fin de semana, pero recién el lunes las autoridades descubrieron que les habían robado.

Los intrusos violentaron una de las puertas laterales del edificio. Luego, al parecer, se tomaron el tiempo necesario para sustraer una gran cantidad de elementos.

Estela Quiroga la directora de la escuela le contó a El Chorrillero que le sustrajeron 30 sillas plásticas, un televisor antiguo de 32 pulgadas, una computadora completa con CPU, monitor, el teclado, una bolsa con pelotas, tres colchonetas para hacer educación física de alta densidad dos azules y una verde, una cuna de juego con colchón colchas, tres bebotes, una cocina de plásticos, una bolsa con juguetes de cocinas, una bolsa de peluche y un inodoro.

“Estimamos que todo sucedió durante la noche, sospechamos que pensaron que nos íbamos a venir el lunes, ya que está el receso invernal, porque dejaron preparado otro inodoro contra un paredón”, sostuvo Quiroga.

Explicó que al consultarles a los vecinos de la zona si vieron alguna persona con actitud sospechosa, sólo uno de ellos le mencionó haber observado una camioneta el sábado por la madrugada, pero sin ahondar en detalles.

Además de robarse casi todo, los malvivientes provocaron importantes daños: “En la cocina rompieron un armario, solo daño quisieron hacer porque de ahí no se llevaron nada”.

La escuela José Hernández ocupa una manzana. Según la docente, hay cámaras de seguridad pero están colocadas solo en el ingreso y no en sus calles laterales.

El problema se encuentra sobre Braulio Moyano que da con las vías del tren: “En esa zona hay mucha oscuridad porque los hechos de vandalismos son frecuentes, roban los focos y se llevaban las tortuguitas”.

“Ese sector está muy oscuro y desde la calle no se ve hacia dentro, hay puntos negros. Es decir, que por donde ingresaron no se ve nada desde afuera, es un descampado que deriva con la ruta Nº2  en dirección a Villa Dolores de la provincia de Córdoba”, indicó Quiroga.

Aclaró que tanto la calle Lamadrid que vendría a ser el frente hay aproximadamente de seis luminarias.

Por el hecho realizaron la denuncia en la Subcomisaría Nº24.

Por estas horas, la comunidad educativa espera recuperar los elementos sustraídos porque los “únicos perjudicados son los niños”.

PUBLICIDAD

EN PORTADA EL CHORRILLERO

SUBIR