X
PUBLICIDAD

ESCÁNDALO

Se filtró un audio: el presidente de Diputados admitió que le quitó la mitad del sueldo a una trabajadora

Margarita Ruiz, grabó a Juan Carlos Eduardo y presentó una denuncia ante la Justicia. La obligaba a entregarle $30 mil pesos por mes a la hija.

Foto: Facebook Juan Carlos Eduardo
Alberto Rodríguez Saá y Juan Carlos Eduardo.
Actualizada: 04/10/2021 13:09
PUBLICIDAD

El escándalo que se vio envuelto el dirigente kirchnerista, Juan Carlos Eduardo la semana pasada tiene un nuevo capítulo: en las últimas horas el sitio El Puntano reveló un audio en donde el diputado reconoce que le quitó la mitad del sueldo a una empleada.

Se trata de una grabación de 7:06 minutos que la encargada de prensa, Margarita Ruiz, presentó como prueba en la denuncia penal que realizó en la Justicia el 24 de septiembre.

“Por qué no me dijiste antes”, se escucha en reiteradas oportunidades recriminarle Eduardo a la trabajadora por el escándalo. También le manifiesta que formaba parte del “trato” que durante dos o tres meses tenía que destinar la mitad del sueldo a su hija, María del Carmen Eduardo. Sin embargo, ese tiempo se extendió.

Eduardo, que el tercero en la línea de sucesión institucional, hasta calificó el hecho como una práctica “usual”.

“Quiero cobrar mi sueldo como corresponde. Ya no quiero girarle más a `la María`”, manifestó en un momento Ruiz con tono de impotencia.

Y agregó: “Imagínate que tengo un tipo que me está metiendo presión, que me voy a quedar sin laburo. Cuando charlé con vos eran los dos o tres primeros meses, pero pasó un año”.

Durante la conversación, Eduardo intentó regatear el monto. En principio, le dijo que debía descontarse el primer año: “Es mucho lo que me pedís, con la María te vamos a resarcir, a devolver, pero tendría que ser un poco menos”.

Luego accedió a la exigencia de la trabajadora, pero le indicó que “no la tiene toda junta”. Finalmente señaló que le pedirá a un conocido para entregarle $250 mil y hasta le ofrece dólares que forman parte de sus “ahorros”.

“Se van a solucionar las cosas, le voy a pedir 100 lucas a uno que tiene un corralón que siempre le he hecho favores. ¿Lo querés en pesos o en dólares? porque yo tengo unos dólares”, señaló Eduardo.

“Tengo mucha bronca, me metieron la mano en el bolsillo y hubo violencia psicológica, de género y laboral”, manifestó al final Ruiz.

Juan Carlos Eduardo y Alberto Rodríguez Saá (h). (Foto web)

A continuación, el diálogo:

Juan Carlos Eduardo: ¿Cuál es tu problema?

Margarita Ruiz: Quiero cobrar mi sueldo como corresponde. Ya no quiero girarle más a María.

JCE: ¿Por qué no me dijiste eso antes?

MR: Eran los dos primeros meses.

JCE: ¿Por qué no me dijiste?

MR: Imagínate que tengo un tipo que me está metiendo presión, que me voy a quedar sin laburo, el daño psicológico, violencia de género, laboral. Cuando charlé con vos eran los dos o tres primeros meses, pasó un año

JCE: Pero ¿por qué no me dijiste antes? A mi tenés que decirme.

MR: Yo deposité 360 mil pesos en total, saquemos los dos o tres meses de la María si querés, ahora ¿cómo recupero el resto de ese dinero?

JCE: Tenés que descontar el primer año, pero me lo hubieras dicho.

MR: No voy a descontar todo el año, voy a descontar los dos primeros meses.

JCE: No eran los dos o tres primeros meses, ¿pero por qué no me dijiste?

MR: Eran los dos o tres primeros meses, yo descuento eso, el resto no, quiero mi plata de vuelta Juan Carlos.

JCE: La situación la sé perfectamente, es una situación dura. Tu laburo olvídate, nadie te va a molestar, esté o no esté yo, nadie te va a molestar.

MR: Los dos o tres primeros meses listo, chau, ya está, fue el trato, pero el resto del dinero quiero que vuelva a mi cuenta. Lo quiero recuperar. Yo me quedé sin auto, ando a pata, no llego a fin de mes.

JCE: Bueno Margarita, pero es mucho lo que me pedís, con la María te vamos a resarcir, a devolver, pero tendría que ser un poco menos.

MR: No, yo quiero mi plata total.

JCE: Bueno, pero ¿cuánto es tu plata total?

MR: 270 mil pesos me tienen que dar.

JCE: 250 mil voy a tratarte de conseguir. Ahora tengo que salir a buscarlo, pero no te calentes por eso, si es tu derecho.

MR: Es mi plata.

JCE: ¿Cómo te la pago? A la plata.

MR: Como vos quieras, si vos queres me la depositas y si no me la das en mano

JCE: No te la puedo dar junta porque no la tengo. Esto es un acuerdo entre vos y yo, yo puedo darte 50 mil por mes, son cinco meses que es lo que tengo ahorrado. Te doy el miércoles los primeros 50 mil.

MR: No me compro el auto con eso, tengo que recuperar el auto que vendí, si vos me das los 250 mil. Yo vendí mi auto viejito y necesito recuperarlo.

JCE: No puedo darte todo junto, te puedo dar menos. ¿Por qué no me dijiste antes?

MR: Yo tenía un auto viejito y necesito recuperar mi auto viejito.

JCE: Escúchame madre, déjame ver, yo te entrego el miércoles 100 mil. El 15 y 16 cobramos el módulo y te doy 100 mil más. Estoy haciendo un esfuerzo tremendo.

MR: No, dame todo porque no me sirve para el auto. Yo necesito, aunque sea comprarme un cascajo.

JCE: Yo te entiendo, pero creo que has actuado mal en no decirme.

MR: Acá actuaron mal ustedes, cómo me van a pedir plata. Vos sabes que es un delito.

JCE: Más allá de eso es algo usual esto.

MR: No es un usual que le saquen a la gente la guita, no es usual.

JCE: Nadie te sacó eso, fue el acuerdo.

MR: Dos o tres meses, después el resto no es usual. Juan Carlos, no quieras tapar lo que es un delito, lo que es corrupción, vos sabes que eso es corrupción.

JCE: Ya me metí en quilombo al pedo. Y de bueno, nunca hemos sido malos, nunca he tenido un sí y un no contigo, Margarita.

MR: No te hace ni bueno ni malo, lo que está bien está bien, y lo que está mal está mal. Y vos lo sabes Juan Carlos, no hace falta que te lo explique, tenes años metido en la política y sabes que lo que está como el culo está como el culo, y lo que está bien, está bien. Lo que exijo es mi guita. Es más, tendría que pedir que me la dieran toda junta porque perdí, y lo tengo a mi viejo acá.

JCE: Bueno ya está Margarita.

MR: Es que tengo bronca, cómo no queres que tenga bronca, me metieron la mano en el bolsillo, hubo violencia psicológica, de género y laboral.

JCE: No madre, no fue así, yo jamás.

MR: Le estoy depositando a tu hija y la violencia está y tengo que ir y poner la mejor cara como si no pasar nada y el otro pelotudo metiéndome presión. Políticos y corruptos, qué tengo que decir.

JCE: Ni hablo con él che Margarita.

MR: Entonces no se hagan los desconocidos. Quiero mi plata y quiero seguir con el laburo.

JCE: Con el laburo no vas a tener drama jamás si vos sabes, cero problemas. Estoy pensando a quién le pido el resto, capaz que lo consigo también. A mí me gustaría que lo soluciones vos también.

MR: Quiero que las cosas se solucionen.

JCE: Se van a solucionar las cosas, le voy a pedir 100 lucas a uno que tiene un corralón que siempre le he hecho favores. Lo queres en pesos o en dólares porque yo tengo unos dólares.

MR: Vos fíjate cómo me lo queres dar. Todo me sirve, pero yo quiero la plata de regreso. ¿Me vas a traer todo?

JCE: 250 mil te traigo. Porque me siento para la bosta también.

MR: Imagínate cómo me siento yo.

Juan Carlos Eduardo en la presidencia. (Fotos Marcos Verdullo)

PUBLICIDAD

EN PORTADA EL CHORRILLERO

SUBIR