X
PUBLICIDAD

DESESPERADO POR UN VOTO

Pobreza K: ahora el Gobierno repartirá zapatillas días antes de las elecciones

Alberto Rodríguez Saá desempolvó otra vieja forma de clientelismo político. Autorizó la compra de calzado para niños y adolescentes.

Rodríguez Saá ordenó comprar zapatillas para chicos pobres.
Actualizada: 06/10/2021 21:28
PUBLICIDAD

El Gobierno provincial ordenó la compra de una partida de zapatillas para “niños y adolescentes de familias que se encuentran en situaciones de vulnerabilidad”.

El edicto de llamado a licitación para la adquisición del calzado por $1.440.000 para chicos fue publicado en El Diario de la República. Las ofertas se conocerán el 26 de octubre, según la convocatoria del ministerio de Desarrollo Social.

Así el Gobierno se dispone a distribuir zapatillas en el último tramo de la campaña electoral.

Después del sopapo electoral que recibió en las PASO, Rodríguez Saá quiere dar el batacazo el 14 de noviembre con acciones de este tipo.

Después de la “derrota de mierda”, como calificó el pronunciamiento de la ciudadanía en las primarias, hizo un festival de anuncios y promesas.

Arrancó con la inscripción para microcréditos de $50 mil que en realidad no son préstamos como se especuló inicialmente. Es otra cosa.

En algunas ciudades como Villa Mercedes, el kichnerismo ya lanzó la entrega de bolsones de comida.

El último manotazo de Rodríguez Saá son las zapatillas.

El edicto.

A este recurso clientelar ya apelaba en los primeros años de la década de los `90 el caudillo Vicente Leonidas Saadi en Catamarca, padrino político del gobernador puntano en el Senado. Entregaba un zapato antes de la elección, si ganaba regalaba el otro.

También se recuerda que Carlos Ruckauf, gobernador de Buenos Aires, regalaba zapatillas con su autógrafo.

Estas no son prácticas desconocidas para Rodríguez Saá que tiene experiencia en acciones prebendarias.

El Gobierno de Rodríguez Saá que se convirtió en una fábrica de pobres, ahora entrega zapatillas a los niños.

Ocurre en San Luis donde 7 de cada 10 chicos son pobres.

PUBLICIDAD

EN PORTADA EL CHORRILLERO

SUBIR