X
PUBLICIDAD

El Superior Tribunal declaró la nulidad de la sentencia que absolvió a Lorenzetti y condenó a los otros dos acusados

La Corte provincial ordenó que se conforme un nuevo tribunal y se realice otro juicio a los tres imputados por el crimen de Romina Aguilar, la esposa del ex intendente de La Calera.

Diego Lorenzzetti.
Actualizada: 14/10/2021 10:42
PUBLICIDAD

El Superior Tribunal de Justicia anuló el veredicto por el cual Diego Lorenzetti, acusado de ser el intelectual crimen, fue absuelto por el beneficio de la duda; y  Edivaldo de Oliveira Pereira y Leandro Vílchez condenados a 22 años de cárcel por ser considerados como coautores materiales del asesinato de Romina Aguilar.

De esa forma se hizo lugar a los recursos de casación interpuestos por la fiscal de Cámara, Marcela Luján Torres Cappiello,  y los representantes de los sentenciados, Olga Allende, Iván Coria y Jorge Sosa.

El Superior Tribunal ordenó que se constituya un nuevo cuerpo y se celebre otro debate oral. El abogado del ex intendente de La Calera, Marcos Juárez afirmó que recurrirá a  la Corte Suprema de Justicia de la Nación.

En el pronunciamiento de la Corte provincial, dieron su posición en coincidencia Jorge Levingston, Jorge Fernández, Diana Bernal y Cecilia Chada. Carolina Monte Riso no intervino debido a que fue la fiscal de Cámara durante el desarrollo del juicio.

Entre los fundamentos, expusieron que el fallo de los jueces José Luis Flores, Silvia Inés Aizpeolea y Jorge Sabaini Zapata realizó «una incompleta integración de las pruebas relevantes por su capacidad de derivación de apoyo del relato, lo que constituye un defecto de fundamentación omisiva, que a su vez, es un vicio de nulidad».

Por lo mismo, el Superior Tribunal afirmó que valoraron «en forma parcial la prueba confesional, incorporada legalmente al proceso y que tiene plena validez debido a que se ha cumplido con cada una de las exigencias normadas».

Respecto a la declaración de Oliveira Pereira en la cual se inculpó, advirtieron que la Cámara hizo «una valoración arbitraria y
parcializada de esta prueba» debido a que no extendieron «el valor» de la confesión sobre el marido de la víctima. Y mencionaron que en ese momento, surgió que «la ejecución de la muerte de Romina fue por encargo de Lorenzetti y que les pagaría» $100 mil.

«No se hace ninguna referencia con el hecho investigado, por lo que resulta beneficiado por la duda y si se utiliza para incriminar a Vílchez y De Oliveira, dejando vislumbrar un trato diferenciado en relación a cada uno de los imputados», continuaron.

Informe Antonella Camargo

PUBLICIDAD

EN PORTADA EL CHORRILLERO

SUBIR