X

Una chica escribió una carta para agradecerle a 3 policías

Le dirigió el texto al jefe de la fuerza para reconocer la labor de Sebastián Rinaldi, Mauricio Limariere y Juan Azcurra. Los efectivos de La Toma evitaron que la casa de la familia de la adolescente fuera incendiada, usurpada, y recuperaron un camión que pertenecía al papá de la niña, que falleció el año pasado.

La carta escrita por Paula, fue dirigida al jefe de Policía Juan Páez.
por El Chorrillero / San Luis
Actualizada: 11/03/2017 20:42
PUBLICIDAD

Todo comenzó cuando quedó la viuda sola con sus dos hijos, Paula de 12 y un bebé de meses. Además del dolor de una pérdida en el hogar, se generó una doble problemática.

Por un lado, dueños de un corralón -donde trabajaba el padre de Paula- le quitaron a la viuda un camión, apenas su marido perdió la vida. Por otra parte, dos hermanos querían usurpar la casa de la familia ubicada en el barrio Andrés Alfonso de La Toma.

La mujer es docente y trabaja en Juana Koslay, lo que la obliga a viajar todos los fines de semana a la localidad tomense. Según informó el aspirante auxiliar Walter Rodríguez, este lunes aprovechando que la casa estaba sola, dos hombres de apellido Jofré, de 26 y 22 años, usurparon la vivienda.

El aspirante detalló que los hombres habrían estado estudiando los movimientos de la casa y al notar la ausencia de la familia durante la semana, decidieron instalarse en la misma. Cuando la viuda intentó ingresar al domicilio, se encontró con la sorpresa de que lo habían usurpado.

Tras lo sucedido, la mujer se dirigió a la comisaría para realizar la denuncia. Mientras la damnificada se encontraba explicando la situación a los uniformados; éstos reciben un llamado que notificaba un incendio de una vivienda. Para asombro de la señora, era su hogar.

Walter Rodríguez dijo que al enterarse de la denuncia, los hermanos intentaron incendiar el lugar, pero llegaron los bomberos voluntarios e impidieron la propagación del fuego.

Los policías de la Comisaría 16º de La Toma intervinieron y, con conocimiento del Juzgado del Crimen Nº 1 de San Luis,  dispusieron custodia. La autoridad realizó actuaciones caratuladas “Averiguación de incendio y lesiones” donde resulta damnificada la mujer.

Por orden judicial la casa volvió a ser de la familia, lo que motivó a la chica a agradecer a los policías.

El jefe de la Policía, comisario General Juan Páez recibió la carta de la nena.

En papel rayado,  trabajado con cariño, colores, dos mandalas dibujadas con paciencia, demuestra gratitud. Una carta que sólo puede lograr una adolescente agradecida.

La pequeña mujer le escribió al jefe de policía: “Le quiero contar que mi nombre es Paula, tengo 12 años, y hace unos días una gente muy mala entró sin permiso a mi casa, la quemaron, nos robaron y se querían quedar. Lo mismo pasó tiempo atrás con un camión que tenía mi papá”.

Pero gracias a “unos policías muy buenos que se llaman inspector Rinaldi Sebastián, alférez ayudante Limariere Mauricio, y subcomisario Juan Azcurra, pudimos, con mi mamá y mi hermano, recuperar lo que es nuestro”.

“Por eso les quiero agradecer de todo corazón, por cuidarme y defenderme, como lo hubiera hecho mi papá, que ahora está con Dios. Siempre los llevaré en mi corazón, nunca los olvidaré”, concluyó.

PUBLICIDAD

EN PORTADA EL CHORRILLERO

SUBIR