X

Habló un bioquímico con coronavirus desde el lugar de internación: “Estamos librados a nuestra suerte, nos sentimos abandonados”

Jorge Jofré denunció públicamente “abandono de persona” por parte del Comité de Crisis provincial.

Foto web
El hospital de Tilisrao permanece cerrado
Redacción de El Chorrillero
Actualizada: 05/09/2020 16:47
PUBLICIDAD 2020
PUBLICIDAD

Un bioquímico del Hospital de Tilisarao es el segundo profesional de la salud que salió del anonimato para dar a conocer las condiciones en las que permanecen internados en los centros de aislamiento del Gobierno de San Luis. Y es el tercer paciente si se tiene en cuenta a la estudiante universitaria Nerea Mansilla que se contagió mientras hacía la cuarentena en las residencias de la Universidad de La Punta.

A través de una carta cuyo contenido difundió por medio un audio, relató que comparte el aislamiento con 19 personas “sin contención del Estado” y reveló que ellos deben registrarse los signos de salud.

“Pareciera que niegan nuestro estado de enfermos”, manifestó en la grabación que se viralizó este sábado.

Jofré desmintió que hayan violado los protocolos y se quejó porque no les proporcionaron los elementos de protección.

“Según las autoridades sanitarias rompimos protocolos, somos trabajadores de la salud que nunca contamos con los elementos de protección provistos por la autoridad. Han llegado algunos equipos para los médicos y para los que se presentaban para hisopar, el resto no recibió mamelucos y no recibió barbijos para estas situaciones. Desde el municipio y los vecinos colaboraron con mascarillas faciales para cubrirnos, y compramos gafas en negocios de la localidad”, dio a conocer y reconoció: “Posiblemente haya habido algún descuido, desconcentración en algún momento, pero le pasa hasta al más experto”.

En el descargo aseveró que el cierre del hospital de Tilisarao es “la aberración más grande que jamás se haya visto o escuchado, debería estar más abierto que nunca para atender a los que más necesitan, se lo manifesté a la señora ministra de Salud (Silvia Sosa Araujo)”.

Jofré contó además que un compañero tuvo fiebre y lo asistieron con las recomendaciones que hizo un médico vía telefónica.

“Parece que no todos entienden cómo proceder y salen a remarcar las diferencias que ellos mismos se encargan de alimentar”, dijo y agregó: “Realmente me parece que se ha perdido la coherencia, la humildad, el respeto, el sentido de humanidad hasta el honor de la misma verdad”.

“Le pido a las autoridades que haya coherencia, humildad y escuchen opiniones que tal vez puedan ayudar porque de un escritorio se ve muy distinto”, finalizó.

 

 

UNIRSE A LA CONVERSACIÓN:
PUBLICIDAD

EN PORTADA EL CHORRILLERO

SUBIR